Publicado: 09.11.2016 01:13 |Actualizado: 09.11.2016 01:13

¿Por qué el día de las elecciones centenares de estadounidenses ponen pegatinas en una tumba?

Largas filas no solo en los colegios electorales sino también en un cementerio en el que los ciudadanos se hacen fotos con una lápida. 

Publicidad
Media: 3
Votos: 2
Comentarios:
La tumba de Susan B. Anthonhy, líder del movimiento sufragista en Estados Unidos. / REUTERS

La tumba de Susan B. Anthonhy, líder del movimiento sufragista en Estados Unidos. / REUTERS

MADRID.- Hoy en Estados Unidos se celebran unas elecciones diferentes: las primeras elecciones de las que podría salir vencedora una mujer. Esta cita es aprovechada por miles de personas para rendir homenaje a a la líder del movimiento sufragista Susan B. Anthony y a su lucha por el derecho al voto de la mujer.

El cementerio de la localidad de Rochester (Nueva York) en el que descansan los restos de Anthony se llenó desde primera hora con personas que cubrieron su lápida con las clásicas pegatinas de "I voted" ("He votado") que se reparten en los colegios electorales.



Según medios locales, a lo largo de toda la jornada el lugar fue escenario de filas de gente que esperaba para homenajear a Anthony, lo que llevó a los responsables del cementerio a extender el horario de apertura hasta la noche. 

Los tributos fueron también retransmitidos en directo durante horas a través de redes sociales, mientras los estadounidenses decidían en las urnas entre la demócrata Hillary Clinton y el republicano Donald Trump.

Anthony (1820-1906) fue una de las fundadoras de la Asociación Estadounidense de Igualdad de Derechos, una campaña en favor de los derechos de la mujer y de los afroamericanos.

Según los historiadores, su arresto en 1872 junto a otras mujeres por intentar votar fue uno de los acontecimientos que abrió el camino hacia la adopción en 1920 de la Decimonovena Enmienda de la Constitución de EE.UU., que estableció que no se puede negar el voto a ningún ciudadano a causa de su sexo.