Publicado: 22.07.2014 15:20 |Actualizado: 22.07.2014 15:20

Cada día mueren 7 niños en Gaza y 70 son heridos, según Save the Children

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Cada día una media de siete niños pierden la vida en Gaza y 70 resultan heridos, según Save The Children, que ha asegurado que la infancia es la población más afectada por el conflicto en ese territorio, sobre el que Israel emprendió hace dos semanas una ofensiva militar. En un comunicado, la organización ha subrayado que el número de niños muertos ha aumentado en más de un 40 por ciento desde el comienzo de la ofensiva israelí y un tercio de los palestinos heridos son menores.

"Estamos viendo una guerra contra los niños", ha afirmado Save the Children, que ha apuntado que más allá de las "inaceptables cifras de muertos, más de 72.000 menores en Gaza necesitan terapia y apoyo "de manera urgente" al perder a sus familiares cercanos, sufrir heridas y ver casas destruidas. Ha afirmado que los niños están "atrapados" dentro de las fronteras de Gaza, no tienen donde ir y muchas familias buscan refugio en colegios y hospitales, "que ahora también son vulnerables a los ataques".

Desde la organización, David Hassell ha resaltado que las últimas 48 horas han sido "las más sangrientas" y ha mostrado su preocupación sobre si se están respetando los principios de protección civil y proporcionalidad recogidos por el derecho humanitario internacional. "Pedimos a ambas partes del conflicto que respeten la protección de los hospitales y las escuelas y reconozcan que no deberían ser objetivo de ataques cuando la gente inocente no tiene otro lugar donde refugiarse", ha señalado Hassell en el comunicado.

La organización, que reparte en la zona material médico y de higiene para las familias desplazadas, ha afirmado que es consciente de que en Israel, los niños que viven en zonas bajo los ataques de cohetes temen por sus vidas; "también han muerto muchos israelíes", ha aseverado. En opinión de Hassell, la comunidad internacional debe "presionar" para que haya un alto el fuego inmediato porque "se lo debe a los niños" y también para que haya un acuerdo entre todas las partes del conflicto que suponga un cambio a largo plazo, "incluyendo el cese del bloqueo a Gaza".

Por su parte, Acción contra el Hambre ha insistido en que un millón de personas necesita alimentos "urgentemente" tras dos semanas "de violencia" en Gaza que han provocado que la situación humanitaria se "precipite hacia el desastre". Ha explicado que hay 100.000 personas desplazadas, los mercados empiezan a estar desabastecidos, especialmente de los alimentos necesarios para los niños menores de cinco años, y los precios del agua vendida en camiones cisterna casi se han cuadriplicado.

Además, la organización ha denunciado que el acceso a la ayuda humanitaria a las víctimas ha sido imposibilitado en numerosos puntos. También ha hecho un llamamiento a un alto el fuego duradero "como condición indispensable para salvaguardar la integralidad de la población civil, tanto palestina como israelí" y ha apelado a la proporcionalidad de la respuesta de Israel. La organización ha instado al gobierno de la Franja a que no utilice a la población civil "como escudos humanos ni utilizar con fines militares las escuelas e instalaciones en las que se está refugiando la población".