Público
Público

EEUU considera que Israel mostró mucha "contención" en Gaza tras el asesinato de 62 palestinos 

Su representante ante la ONU, Nikki Haley, culpa de todo a Hamás y niega que la masacre en Gaza tenga que ver con la inauguración de la embajada estadounidense en Jerusalén. Este martes han fallecido dos palestinos por disparos de Israel.

Publicidad
Media: 5
Votos: 1

Un herido palestino es evacuado durante las protestas por el 70 aniversario de la Nakba. /REUTERS

Estados Unidos defendió este martes en la ONU que la violencia de este lunes en la frontera de Gaza no tiene ninguna conexión con el traslado de su embajada a Jerusalén y defendió la respuesta dada por Israel a las protestas.

"Aquellos que sugieren que la violencia en Gaza tiene algo que ver con el emplazamiento de la embajada de EE.UU. están sumamente equivocados", dijo la representante estadounidense ante Naciones Unidas, Nikki Haley, al Consejo de Seguridad.

Haley culpó de todo lo ocurrido a Hamás y consideró que Israel ha demostrado mucha "contención" en su reacción. "¿Quién entre nosotros aceptaría este tipo de actividad en su frontera? Ningún país en esta sala actuaría con más contención que Israel", dijo.

La diplomática acusó a Hamás de estar determinado a "hacer miserables las vidas de los palestinos" y aseguró que el movimiento islamista está "satisfecho con los resultados de ayer".

Según Haley, las protestas de este lunes van en línea con lo que ha hecho Hamás durante años y no guardan relación con el traslado de la embajada estadounidense de Tel Aviv a Jerusalén.

La diplomática defendió ese movimiento y dijo que debe ser "motivo de celebración para los estadounidenses". "Llevar la embajada de EE.UU. a Jerusalén era lo apropiado", dijo Haley, que insistió en que ello no prejuzga el resultado de ningún acuerdo de paz que puedan alcanzar palestinos e israelíes.

Como acostumbra a hacer en las reuniones sobre el conflicto de Oriente Medio, la embajadora estadounidense dedicó una buena parte de su intervención a denunciar las acciones desestabilizadoras de Irán en la región y a pedir al Consejo de Seguridad que les preste más atención.

Otros dos palestinos fallecidos

Tras la masacre de ayer, este martes han muerto dos palestinos por disparos del ejército israelí en una nueva jornada de protestas llevada a cabo en Gaza en conmemoración de los 70 años de la Nakba. Con estos son ya 107 los gazatíes muertos y 11.000 los heridos ─3.500 por herida de bala─ desde el inicio de las protestas.

Las movilizaciones del martes en Gaza han sido de menor entidad que el lunes, con unos 4.000 participantes según el Ejército israelí, y se han concentrado en los actos en memoria de los fallecidos y no en la valla. "Con almas y sangre redimimos a nuestros mártires", han coreado los manifestantes durante los funerales.

Las autoridades palestinas declararon hoy una jornada de luto y de huelga general y en Gaza miles de personas acudieron a los funerales de las 60 personas que ayer perdieron la vida en los disturbios, entre ellos una niña de ocho meses, que murió asfixiada por efecto de los botes de humo lanzados por las tropas israelíes.

Más de 2.700 personas resultaron heridas (de ellas más de un millar de bala) cerca de la frontera de Gaza e Israel, en la jornada más mortífera desde la intervención israelí de julio-agosto de 2014, en la denominada Gran Marcha del Retorno y en protesta por el traslado de la embajada de EE.UU a Jerusalén.

El Ejército israelí aseguró que al menos 24 de los fallecidos ayer eran "terroristas", mientras que el Ministerio de Interior, controlado en la Franja por el movimiento islamista Hamás, afirmó que diez de los fallecidos eran miembros de sus fuerzas de seguridad.