Público
Público

Escándalo por el pasado nazi de la diplomacia alemana

Dirigentes políticos critican que muchos implicados siguieron luego en el ministerio

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un informe sobre la colaboración de la diplomacia germana en el holocausto nazi ha causado gran conmoción en Alemania. El documento, elaborado por una comisión histórica independiente a instancia del ex titular de Exteriores el verde Joschka Fischer, muestra cómo el ministerio participaba activamente en los crímenes nazis. También revela que varios diplomáticos implicados siguieron sirviendo en el ministerio después de la Segunda Guerra Mundial e incluso fueron condecorados por gente como el ex canciller Willy Brandt cuando estaba al frente de la diplomacia.

'Como primer ministro de Exteriores socialdemócrata, Brandt quiso poner a prueba que podía tratar con un servicio de diplomacia con generaciones de historia, sin crear conflicto con la política de personal', criticó el vicepresidente del SPD, Frank Walter Steinmeier. 'He tratado de entenderlo y esta es mi conclusión', apostillaba Steinmeier, conmocionado.

Así pues, cae el mito de que la diplomacia alemana era un organismo independiente del régimen nazi. Muy al contrario de la idea, nunca hubo independencia entre el aparato de las SS y Exteriores. La oficina ministerial 'participaba de forma activa en todas las fases del asesinato de [más de seis millones de] judíos: la privación de derechos, la expulsión y el exterminio tan habituales en los años del nazismo (1933-1945). El ministerio de Exteriores era por entonces una organización criminal', aseguró el director de la comisión, el profesor de Historia de la Universidad de Marburgo Eckart Conze.

'Estoy horrorizado', dijo Joschka Fischer, quien se muestra especialmente 'sorprendido' del papel de 'protector de criminales' que tuvo el ministerio después de 1945, al promover la carrera de muchos políticos con implicación directa en el régimen del Führer.