Público
Público

Escocia sí celebrará un referéndum sobre la independencia

Reino Unido y el ejecutivo autonómico escocés llegan a un acuerdo para celebrar una consulta soberanista en 2014

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Al final el Gobierno británico de David Cameron se ha visto obligado a aceptar lo que durante siglos los ingleses se han negado: la posibilidad de la ruptura del Reino y la independencia de Escocia. Este martes el ejecutivo autonómico escocés, en manos de los nacionalistas del SNP, ha llegado a un acuerdo preliminar con los británicos para establecer una consulta popular sobre la independencia en 2014. En la papeleta habrá una sola pregunta: 'independencia sí' o 'independencia no'. Además, en las votaciones podrán participar los ciudadanos mayores de 16 años.

En un comunicado conjunto, el secretario de Estado para Escocia, Michael Moore, y la viceprimera ministra escocesa, Nicola Sturgeon, han anunciado que han conseguido 'un progreso sustancial hacia un acuerdo definitivo' sobre el referéndum. De esta forma, los representantes de ambos gobiernos han explicado que en los próximos días seguirán las negociaciones para ultimar los detalles y poder presentar un acuerdo definitivo a los primeros ministros británico y escocés, David Cameron y Alex Salmond, respectivamente, antes de la reunión que mantendrán el próximo lunes en Edimburgo.

En 2014 se conmemoran los 400 años de la primera independencia escocesa

El ministro para la Oficina de Escocia, David Mundell, ha revelado, en declaraciones a la prensa británica, parte del contenido del acuerdo preliminar, apuntando que el referéndum se celebrará en el otoño de 2014. Y no es casual que el Partido Nacional Escocés (SNP, en inglés) quiera celebrar el referéndum en este año, para hacerlo coincidir con el 700 aniversario de la histórica batalla de Bannockburn, en la que el noble escocés Robert the Bruce venció a los ingleses en 1314 y se convirtió en el rey Roberto I de Escocia.

Además, la cadena BBC ha revelado que el referéndum tendrá una sola pregunta sobre la independencia de Escocia, que deberá responderse con un 'sí' o un 'no', en contra de lo exigido por Salmond, que pretendía incluir una segunda cuestión sobre la cesión por parte de Reino Unido de mayores poderes a Escocia. La cadena británica también ha apuntado que en podrán participar los mayores de 16 años, no solo los mayores de 18, tal y como pretendía Cameron. Aunque Mundell lo ha negado. 'El Gobierno británico, y ciertamente el Partido Conservador, se opondrán a este cambio', ha sostenido.

El SNP, con 67 diputados, cuenta en la actualidad con la mayoría absoluta en el Parlamento Escocés, por lo que el resultado de la consulta tiene muchas posibilidades de decantarse por el ‘sí' a la independencia, lo que, sin duda, sería mazazo para Reino Unido y podría sentar un importante precedente para otras regiones europeas con pretensiones soberanistas.

La victoria soberanista escocesa allanaría el terreno a otras fuerzas nacionalistas de EuropaEn primer lugar, ésta sería una de las pocas veces que el Gobierno de Reino Unido accede a la independencia de uno de sus territorios sin haberlo tratado de impedir por la fuerza. Los británicos no reconocieron la independencia de Irlanda hasta 1922 después de más de un millar de muertos en una guerra de desgaste. Pero la victoria irlandesa no fue total e Inglaterra mantuvo el enclave de Irlanda del Norte, donde durante más de 70 años se ha desarrollado un conflicto entre comunidades que ha costado la vida a más de 3.500 personas.

Finalmente, la victoria soberanista escocesa allanaría el terreno a las fuerzas políticas nacionalistas que están creciendo en otras regiones europeas. Y, en este caso, el precedente sería especialmente relevante en España, donde Catalunya y Euskadi tendrían un argumento más que poner en la mesa de negociación frente al ejecutivo.