Público
Público

La Fiscalía de Nueva York pide archivar el caso Strauss-Kahn

Los abogados de la acusación exigen apartar del caso al fiscal Vance para evitar que se cierre

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Tres meses después de que Dominique Strauss-Kahn fuera detenido en Nueva York por presunta violación de una empleada de la limpieza de un hotel neoyorquino, el fiscal de Manhattan solicitó al juez que desestime los cargos presentados contra el exdirector del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Paralelamente, el abogado de la supuesta víctima pidió al tribunal una recusación del fiscal de Manhattan y el nombramiento de un fiscal especial en un intento deses-perado para que el caso siga abierto. Los expertos, sin embargo, no creen que la solicitud de los abogados de la supuesta víctima, Nafissatou Diallo, una inmigrante guineana de 33 años, prospere.

'El fiscal del distrito de Manhattan, Cyrus Vance, ha negado el derecho de una mujer de obtener justicia en un caso de violación', dijo el abogado de Diallo, Kenneth Thompson, tras reunirse con la Fiscalía. 'No sólo ha dado la espalda a esta víctima, sino a las pruebas forenses, médicas y físicas en este caso. Si el fiscal del distrito de Manhattan, que es elegido para proteger a nuestras madres, nuestras hijas, nuestras mujeres y nuestros seres queridos, no va a defenderlas cuando son violadas o agredidas sexualmente, ¿quién lo hará?', se preguntó Thompson.

'El fiscal ha negado el derecho de una mujer de obtener justicia en un caso de violación'

Cyrus Vance había convocado a Diallo y a su abogado en su despacho, un día antes de la fecha prevista para la comparecencia de Strauss-Kahn ante el juez. Tal y como temía el abogado de Diallo, la convocatoria era para anunciarles que la Fiscalía iba a pedir al juez que archivara el caso abierto contra el exdirector del FMI. El fiscal considera que el caso no puede ser probado ante un tribunal más allá de toda duda razonable.

Strauss-Kahn fue detenido el pasado 14 de mayo en el aeropuerto John F. Kennedy de Nueva York a bordo de un avión con destino a París, después de que Diallo presentara una denuncia contra él por violación y abusos sexuales. Según el relato de la presunta víctima, el político francés abusó de ella cuando esta entró en su habitación para limpiarla.

La detención de Strauss-Kahn provocó un gran revuelo internacional, ya que el entonces jefe del FMI era uno de los candidatos favoritos para derrotar en las próximas elecciones presidenciales francesas a Nicolas Sarkozy. El hecho de que la Policía neoyorquina mostrara a Strauss-Kahn esposado tras su detención hizo correr ríos de tinta en Francia. Muchos pidieron que se respetara la presunción de inocencia del político francés hasta que este fuera juzgado.

En un principio, el juez decretó arresto domiciliario bajo una fianza de un millón de dólares

Cinco días después de su detención, un Gran Jurado acusó formalmente a Strauss-Kahn de siete cargos por diversas acusaciones de abusos sexuales e intento de violación al considerar que había pruebas suficientes para ir a juicio.

En un principio, el juez decretó arresto domiciliario bajo una fianza de un millón de dólares, pero el 1 de julio el caso le dio un giro inesperado: el juez levantó el arresto domiciliario, después de que la Fiscalía de Manhattan reconociera serias inconsistencias en el testimonio y la credibilidad de la supuesta víctima.

Diallo supuestamente mintió a la hora de solicitar asilo en Estados Unidos, al asegurar que había sido violada por un grupo de varios hombres en Guinea y cambió detalles de su relato sobre lo que hizo justo después del incidente en la habitación del hotel de Strauss-Kahn, lo que pone en duda su credibilidad como testigo, según la Fiscalía. Además, la supuesta víctima habló con un amigo suyo encarcelado por tráfico de drogas del dinero que podía sacar del caso si seguía adelante con la denuncia, ya que Strauss-Kahn es un hombre muy rico.

El problema del fiscal es que, de seguir adelante con el juicio, todo se reduciría a poner la palabra de Diallo contra la de Strauss-Kahn. ¿Fue una violación, como asegura el abogado de Diallo, o un encuentro sexual consentido, como han insinuado los abogados del político socialista?

Los abogados de DSK tratarán de demostrar durante el juicio que Diallo no es un testigo de fiar porque habría mentido repetidamente en el pasado. En cambio, el abogado de Diallo, Kenneth Thompson, sostiene que 'las evidencias forenses no mienten' y que su cliente fue violada por Strauss-Kahn, tal y como señala el informe médico realizado después de la supuesta agresión.

Si el juez decide finalmente archivar el caso criminal, todavía no está claro qué ocurrirá con la demanda civil presentada por Diallo contra Strauss-Kahn y en la que pedía una indemnización no cuantificada por 'un ataque violento y sádico'.