Publicado: 08.07.2016 18:36 |Actualizado: 08.07.2016 18:36

El Frente Polisario elige este fin de semana a su nuevo líder

Cerca de 2.500 representantes del Frente Polisario convergieron este viernes en el campo de refugiados de Dakhla para elegir al sucesor de Mohamad Abdelaziz. El nombre que más suena aún es el de Brahim Gali, primer secretario general del Polisario y ex ministro de Defensa.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Marruecos tensa la cuerda en el Sáhara y el Frente Polisario amenaza una vez más con ir a la guerra.- EFE

Campo de refugiados saharaui en el desierto del Sáhara- EFE

CAMPO DE REFUGIADOS DE DAJHLA (ARGELIA).- Cerca de 2.500 representantes del Frente Polisario convergieron este viernes en el campo de refugiados de Dakhla para elegir al sucesor de Mohamad Abdelaziz, el histórico líder saharaui que falleció el pasado 31 de mayo tras una larga enfermedad.

Delegaciones del liderazgo saharaui en los campos de refugiados, de las zonas liberadas y de las zonas ocupadas se reunieron en el gran centro de congresos levantado en este campamento, situado a unas dos horas de coche de la ciudad de Tinduf.



El primer punto del orden del día fue la elección de la presidencia del propio congreso, responsabilidad que recayó sobre el actual ministro de Defensa, Abadalahi Lehbib Balal, y de los cuatro miembros de la mesa que coordinarán los trabajos previos y el proceso de elección del nuevo secretario general.

Fuentes saharauis explicaron a Efe que la lista de los candidatos estará lista "a finales de esta tarde o mañana por la mañana" y que el nombre del nuevo líder del Polisario se conocerá en la tarde del sábado.

La lista de los candidatos estará lista "a finales de este viernes" o sábado por la mañana" y que el nombre del nuevo líder del Polisario se conocerá en la tarde del sábado

Según la Constitución saharaui, ese puesto conlleva también el cargo de presidente de la República Árabe Saharaui Democrática (RASD), reconocida por varios Gobiernos del mundo y organismos internacionales. "Se hará por medio de votación directa de los delegados", precisó la fuente.

Aunque diversos medios han planteado el proceso como un pulso entre "la vieja guardia" y los grupos de jóvenes que exigen una renovación y un sesgo más agresivo, todo apunta a que los saharauis optarán por el continuismo y la vía diplomática abierta por el fallecido Abdelaziz.

Así lo dio a entender el propio secretario general y presidente interino, Jatri Adduh, durante una entrevista concedida a Efe tras la muerte de Abdelaziz, en la que también se descartó como posible relevo. En este contexto, y a la espera de que en las próximas horas se revelen las candidaturas oficiales, el nombre que más suena aún es el de Brahim Gali, primer secretario general del Polisario y ex ministro de Defensa.

Miembro de la "vieja guardia" y antiguo delegado del movimiento independentista en España, Gali es considerado uno de los "duros" dentro del aparato saharaui, partidario de retornar al campo de batalla si se sigue permitiendo lo que denomina política dilatoria de Marruecos.

El nombre que más suena aún es el de Brahim Gali, primer secretario general del Polisario y ex ministro de Defensa.

Cercano al fallecido presidente, algunos medios lo señalan además como el candidato sostenido por Argelia, país que hoy envió varias delegaciones de alto nivel a Dakhla para subrayar su estrecho apoyo a la causa saharaui.

Frente a Gali, suenan igualmente, aunque con menos fuerza, los nombres de Mohamed Lamin Buhali, exministro de Defensa, y Bachir Mustafa Sayed, ministro Consejero de la Presidencia, ambos de la llamada "vieja guardia".

En los últimos días también se ha barajado la posible aspiración de dos importantes representantes de la denominada "corriente renovadora": Mohamed Jaddad y Hamma Salama, que ya recibieron un gran apoyo durante el último congreso del Polisario, celebrado el pasado diciembre.

Durante la primera jornada, los congresistas también aprobaron hoy los informes de la comisión de estatutos, la comisión de resoluciones, la comisión del programa de acción nacional y la de los mensajes, las recomendaciones y de la declaración final.

Sea quien sea el elegido, su aterrizaje no será suave ya que a finales de mes deberá hacer frente a su primer y crucial reto: la decisión que la ONU adopte sobre la continuidad de su misión para la zona (MINURSO).