Público
Público

El Gobierno griego y la troika, sin acuerdo sobre los recortes

El FMI, la Comisión y el BCE se opone a que las privatizaciones previstas dentro de las reformas exigidas a Atenas tengan que pasar por el Parlamento

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La aprobación de un nuevo paquete de medidas de ahorro en Grecia sigue encallada por la falta de acuerdo entre los tres partidos que sostienen el Ejecutivo y por las diferencias con la troika, formada por la Comisión Europea (CE), el Fondo Monetario Internacional (FMI) y Banco Central Europeo (BCE). Según ha explicado hoy el ministro de Finanzas, Yannis Sturnaras, tras una reunión de tres horas con el primer ministro Andonis Samarás y varios miembros del Ejecutivo, el mayor obstáculo siguen siendo las medidas de flexibilización laboral y las privatizaciones que exige la troika.

'Continuaremos negociando hasta el último minuto el tema laboral', afirmó Sturnaras, aunque reconoció que la troika no da su brazo a torcer en una serie de puntos que los socios progresistas del Gobierno -los partidos Pasok y Dimar- exigen retirar.

Pasko y Dimar se oponen a que las privatizaciones puedan aprobarse sin decisión parlamentaria

El partido cetroizquierdista Dimar, socio menor de la coalición, reclama que las medidas de flexibilización laboral sean retiradas o que, al menos, se desliguen de los recortes para que el partido pueda apoyar la política de ahorro y oponerse al mismo tiempo a la reforma del mercado de trabajo. Un portavoz de ese partido se mantuvo optimista este domingo y aseguró que 'aún hay posibilidad de cambiar' los aspectos más polémicos de la reforma laboral.

Mientras, el ministro de Finanzas informó de que la troika también se opone a que las privatizaciones previstas dentro de las reformas exigidas a Atenas tengan que pasar por el Parlamento. Sobre este tema, Sturnaras coincidió con la troika al opinar que el hecho de que cada privatización importante deba ser aprobada por el Legislativo 'dificulta la inversión extranjera'. Sin embargo, esta es una demanda del Pasok, donde varios de sus diputados se oponen a que las privatizaciones se realicen sin control parlamentario.

Pese a la acumulación de obstáculos, una fuente del Ministerio de Finanzas explicó que el Gobierno 'aún dispone de tiempo' para cerrar un acuerdo hasta la teleconferencia de Ministros de Finanzas del Eurogrupo prevista para el miércoles. Y añadió que mañana, durante la reunión del grupo de trabajo del Eurogrupo en Bruselas, el representante del Ejecutivo heleno intercambiará información con los socios comunitarios, en lugar de presentar el acuerdo definitivo como estaba previsto.

Samarás quiere aprobar las medidas de austeridad antes de la próxima reunión del Eurogrupo

Samarás quiere iniciar la próxima semana la tramitación parlamentaria de las medidas de austeridad por valor de 13.500 millones de euros junto a la reforma laboral. La idea es lograr su aprobación antes de la reunión del Eurogrupo del próximo 12 de noviembre, cuando Atenas pretende recibir la luz verde a la concesión del nuevo tramo de ayuda financiera por valor de 31.500 millones de euros.

En este sentido, el gobernador del Banco Nacional de Austria y miembro del Banco Central Europeo (BCE), Ewald Nowotny, pidió hoy tomar una 'decisión rápida' sobre Grecia, alertando de que en noviembre el país mediterráneo deberá hacer frente a una serie de pagos para los que carece de fondos. También se manifestó partidario de dar más tiempo a Grecia para aplicar las reformas y recortes que se le exigen y advirtió que el debate está entre alargar la ayuda o arriesgarse a una crisis mayor.

En un acto oficial de la fiesta nacional que conmemora la oposición griega a la invasión nazi en 1940, el presidente de la República griega, Karolos Papulias, se mostró 'confiado' de que Grecia 'saldrá de la crisis a pesar de las dificultades'. Durante los desfiles de conmemoración se produjeron pequeños altercados en varias ciudades griegas, cuando grupos de manifestantes contrarios a las medidas de austeridad fueron reprimidos por la Policía.