Público
Público

Grecia retiene el barco de la Flotilla que había zarpado

El 'Dignité' espera "una decisión política" que le permita viajar hacia Gaza, explican los organizadores

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Grecia está a punto de poner punto final a la Segunda Flotilla de la Libertad. El barco francés Dignité, el único de la expedición humanitaria que había conseguido zarpar hacia Gaza, fue retenido a última hora del miércoles por las autoridades griegas en el puerto cretense de Sitia, cerca de otro puerto donde tuvo que parar para repostar.

Thomas Sommer, principal impulsor de la campaña francesa de la Flotilla Un bateau pour Gaza (Un barco para Gaza) explicó a Público que la autoridad portuaria de Creta 'bloqueó la salida del barco' que había zarpado desde Córcega el pasado 25 de junio con el beneplácito de las autoridades francesas, alegando 'falta de papeles'.

La mayoría de los activistas españoles regresaron ayer a Madrid

'Está todo en regla, por lo que sólo nos queda esperar a una decisión que será exclusivamente política para emprender de nuevo el viaje', explicó. Al cierre de esta edición el barco seguía retenido. Los organizadores de la Flotilla se han puesto en contacto con las autoridades griegas y también con las francesas que no pusieron ninguna objeción a que el barco partiera de su territorio a finales del mes pasado.

En el caso de que el Dignité no pudiera retomar su viaje hacia la Franja, Grecia asestaría un nuevo golpe en los ánimos de los activistas. En la reunión de la coalición internacional que tuvo lugar el miércoles en Atenas se había considerado al barco francés como el 'representante de la dignidad' de todos los que han participado en la Flotilla, según Manuel Tapial, portavoz del grupo español Rumbo a Gaza.

La mayoría de los activistas de esta última organización que seguían en Grecia a la espera de poder zarpar hacia Gaza a bordo del Gernika regresaron ayer a Madrid, 'decepcionados' con la decisión del país heleno de no permitir su salida e 'indignados' con la postura del Gobierno español, que se ha limitado a respetar al Ejecutivo griego.

Una decena de pacifistas siguen encerrados en la Embajada en Atenas

'Estamos avergonzados con la actuación de nuestros gobiernos, que se han plegado a los intereses de Israel' explicó nada más bajar del avión Alicia Alonso, abogada y activista de la Segunda Flotilla. Allí les esperaba una decena de simpatizantes con la causa cargados con banderas palestinas que exigían libertad para Gaza.

Para pedir una respuesta al Ministerio de Asuntos Exteriores ante la decisión de Grecia, una decena de activistas españoles seguían encerrados a última hora de la tarde de ayer en la Embajada en Atenas. Es el tercer día consecutivo que pasan en la sede diplomática y no consiguen una respuesta del embajador a su exigencia de que el Gernika pueda abandonar Kolymvari hacia un puerto 'seguro'.

Desde allí, Manuel Tapial denunció que el barco sufrió ayer 'un intento de ataque' por parte de 'un grupo de sionistas' que se acercaron al puerto 'con barras de hierro' y que finalmente desistieron en sus intenciones al ver que en el buque había gente.