Público
Público

El guerrillero colombiano 'Simón Trinidad', condenado a 60 años de cárcel

Un juez norteamericano dicta sentencia contra el cabecilla de las FARC Ricardo Palmera por conspirar para el secuestro de tres ciudadanos estadounidenses en el sur de Colombia en 2003

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El juez de distrito Royce Lamberth condenó hoy al guerrillero colombiano Ricardo Palmera, alias Simón Trinidad, a 60 años de cárcel por conspirar para el secuestro de tres ciudadanos estadounidenses en el sur de Colombia en 2003.

La sentencia coincide con la pena que había recomendado la fiscalía para el cabecilla de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y es muy superior a los entre 63 y 78 meses de prisión que proponía la defensa.

En julio pasado, 'Simón Trinidad' fue declarado culpable de conspiración para el secuestro de los contratistas estadounidenses Keith Stansell, Thomas Howes y Marc Gonsalvez, que se encuentran en poder de la guerrilla de las FARC desde febrero de 2003.

En la audiencia de hoy, el guerrillero colombiano expresó su 'sincero deseo' de que los estadounidenses secuestrados vuelvan a sus casas sanos y salvos y se reúnan con sus familiares.

'Cuando me sumé a las FARC lo hice consciente de que podría perder mi vida por la libertad y lucha por la justicia social.

Hoy perdí mi libertad física, pero mis ideales se mantienen intactos', afirmó Palmera.

Al término de su intervención, gritó: 'Viva Manuel Marulanda!', '¡Vivan las FARC!, ¡Viva Simón Bolívar, porque vive y su espada libertaria recorre América!'.

A la audiencia de hoy asistió la senadora colombiana de oposición Piedad Córdoba, que hasta noviembre pasado actuó como mediadora oficial del Gobierno del presidente Álvaro Uribe para lograr un canje humanitario de rehenes por guerrilleros de las FARC presos.

Córdoba, que actuaba como mediadora junto al presidente venezolano, Hugo Chávez, para la liberación de los rehenes en poder de las FARC, dijo el viernes que esa guerrilla puede entregar en los próximos días a más cautivos.

En el primer juicio por este caso al jefe guerrillero, en 2006, el jurado no llegó a un acuerdo sobre su responsabilidad directa en el secuestro de los contratistas estadounidenses.