Público
Público

Hope Hicks Dimite la directora de Comunicaciones de Trump un día después de reconocer que dijo "mentiras piadosas" en favor del presidente

Hicks quien se unió a la campaña presidencial de Trump en 2016 sin ninguna experiencia previa en política, renunciará la próxima semana, según ha anunciado 'The New York Times'

Publicidad
Media: 2.75
Votos: 4

Hope Hicks, este martes en Washington. REUTERS/Leah Millis

Hope Hicks, la directora de Comunicaciones de la Casa Blanca y quizás la asesora más leal al presidente de Estados Unidosdel presidente de Estados Unidos, Donald Trump, renunciará a su cargo la próxima semana, según informó hoy el diario The New York Times.

El anuncio de la renuncia se produce justo un día después de que la propia Hicks reconociera ante el Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes de Estados Unidos haber dicho "mentiras piadosas" en favor del presidente.

En una comparecencia de nueve horas a puerta cerrada ante el comité que investiga la presunta injerencia rusa en las elecciones de 2016, Hicks reconoció haber dicho ocasionalmente estas "mentiras piadosas" en favor de Trump, pero precisó que nunca mintió en nada relevante relacionado con la investigación rusa.

No obstante, según indica el diario The New York Times, citando diversas fuentes conocedoras de sus intenciones, la renuncia no ha tenido que ver con la investigación y su testimonio, sino que llevaba considerando sus opciones de salida desde hace varios meses.

Según el diario, Hicks comunicó a sus colegas que había logrado sus objetivos con un trabajo que la convertía en una de las personas más poderosas de Washington, y que nunca habría un momento perfecto para irse.

Hicks, una de las asesoras más cercanas a Trump, se unió a la campaña presidencial en 2016 sin ninguna experiencia previa en política. "Hope es sobresaliente y ha hecho un gran trabajo durante los últimos tres años. Es muy inteligente y considerada, así como una gran persona. Extrañaré no tenerla a mi lado, pero cuando me consultó para buscar otras oportunidades, lo entendí totalmente", dijo el presidente Trump en un comunicado facilitado por la Casa Blanca. "Estoy seguro de que trabajaremos juntos de nuevo en el futuro", agregó el gobernante.

Por su parte, la propia Hicks aseguró que "no hay palabras" para expresar adecuadamente su gratitud al mandatario, y deseó al presidente y a su Gobierno "lo mejor".

Hicks, que anteriormente se había sido modelo, comenzó trabajando para Trump como una ayudante de prensa, hasta ser nombrada formalmente directora de comunicaciones de la Casa Blanca el verano pasado.

Hicks ha sido la cuarta persona en ocupar el cargo de directora de comunicaciones de la Casa Blanca durante el corto mandato de Trump, después de Mike Dubke, Sean Spicer y Anthony Scaramucci.