Público
Público

India falla a favor de sus genéricos contra el cáncer, diez veces más baratos que los de Novartis

El Tribunal Supremo deniega la patente de un medicamento contra el cáncer a la farmacéutica suiza, cuyo fármaco costaba 2.600 dólares por paciente al mes frente a los 200 de la versión genérica

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Tribunal Supremo de la India dictó este lunes una sentencia favorable a los fabricantes indios de medicamentos genéricos ante la demanda de la farmacéutica multinacional suiza Novartis, informó una fuente de la defensa.

El juicio debía resolver si se concedía una patente en la India al medicamento anticancerígeno Glivec de la multinacional, actualmente reemplazado en el mercado por versiones indias mucho más baratas.

El Tribunal rechazó la patente de Novartis por el mesilato de imatinib (medicamento anticancerígeno comercializado como Glivec) al considerar que es una modificación de un producto anterior y sus propiedades no han cambiado, según un abogado de la defensa, Anand Grover.

La fuente aseguró que esta sentencia da la razón a los derechos de los pobres de la India y también beneficia a los pacientes del mundo en desarrollo, pues el fármaco de Novartis costaba 2.600 dólares por paciente al mes, y las versiones genéricas 200 dólares.

De acuerdo con Grover, Novartis tendrá que cargar con los costes del juicio, aunque la compañía suiza dispondrá de 90 días para apelar la sentencia.

El director general de Novartis en la India, Ranjit Shahani, mostró a través de un comunicado su desacuerdo por la sentencia y aseguró que las patentes 'deben ser reconocidas' para 'fomentar la inversión en innovación médica, en especial, en necesidades médicas no tratadas'. 'Este fallo es un revés para los pacientes, pues entorpece el progreso médico para enfermedades sin opciones de tratamiento eficaces', sentenció Shahani.

Novartis también ha señalado que la denegación de la patente clarifica la limitada protección de la propiedad intelectual en el país y desincentiva la innovación.

Sin embargo, Médicos Sin Fronteras (MSF), que trabaja con genéricos indios, había criticado que si Novartis 'tiene éxito, las patentes se concederán más ampliamente en la India, algo que bloqueará la competitividad entre productores que hace que bajen los precios'.

Según MSF, la concesión dela patente a Novartis restringiría 'el acceso a medicinas asequibles a millones (de personas) en la India y el mundo en vías de desarrollo', afirmó la organización humanitaria en un comunicado difundido la semana pasada.

Según diversos analistas, una sentencia favorable a Novartis habría tenido un efecto dominó con la concesión de más patentes, lo que habría puesto en peligro el papel de la India como principal proveedor de medicamentos baratos a los países en desarrollo.

La India dejó en 1970 de conceder patentes de medicamentos, pero la ley fue enmendada en 2005 para cumplir la normativa de la Organización Mundial del Comercio (OMC), de la que el gigante asiático es Estado miembro.

Nueva Delhi se abrió entonces a admitir el registro de medicamentos pero estableció el merecimiento de la patente en función de que el fármaco presentase una innovación significativa.

La ley de Patentes india contiene la cláusula 3d que específica que solo se concederán patentes a las innovaciones, para evitar que las compañías farmacéuticas modifiquen ligeramente un medicamento y alarguen la patente para impedir la producción de genéricos.

En el caso de Novartis, que lleva más de seis años inmerso en una batalla legal en la India, diferentes tribunales del país asiático habían considerado, al igual que hizo hoy el Supremo, que su fármaco no representa una innovación.