Publicado: 17.11.2015 21:47 |Actualizado: 17.11.2015 21:47

Éstas eran las instrucciones del Estado Islámico para cometer atentados sin ser descubiertos

Difundió un manual que indicaba cómo y dónde atentar. "Elegid lugares frecuentados como zonas turísticas y grandes superficies, lugares de pecado de los apóstatas", señala.

Publicidad
Media: 2.17
Votos: 6
Comentarios:
Fragmento del reportaje de la revista 'Dar Al-Islam' con las instrucciones para atentar.

Fragmento del reportaje de la revista 'Dar Al-Islam' con las instrucciones para atentar.

´MADRID.- La revista Dar Al-Islam, editada en francés por la productora Al Hayat del Estado Islámico, difundió este verano un reportaje en el que daba una serie de instrucciones a sus simpatizantes sobre cómo y dónde atentar y cómo evitar la acción policial, tanto en su día a día como a la hora de preparar la acción terrorista. También daba claves para usar internet sin ser descubiertos e información sobre el modo de actuar de las fuerzas de seguridad galas.

"Elegid siempre lugares frecuentados como zonas turísticas, grandes superficies, sinagogas, iglesias, logias masónicas, sedes de partidos políticos, lugares de pecado de los apóstatas. El objetivo es instalar el miedo en sus corazones", decía este artículo en lengua francesa.

Este manual insta a los aspirantes a terroristas a fijarse más de un objetivo y "planes secundarios de emergencia". Recomienda hacerse con un vehículo de dos ruedas para tener mayor facilidad a la hora de desplazarse de un objetivo a otro.

En caso de contar con armas de fuego, la revista de Estado Islámico recomienda alquilar cajas de seguridad "durante un largo periodo de tiempo" usando datos personales falsos y precisa que no es recomendable acercarse al lugar salvo para almacenar las armas. "Las cajas tienen que estar lejos de vuestras casas", advierte el texto en el que insta a los yihadistas a evitar seguimientos realizando rutas alternativas.

"Aquel que no pueda almacenar las armas en una caja y esté obligado a dejarlas en una casa, debe estar listo para usarlas contra la Policía si vienen a arrestarle. La muerte en el combate es la más bella de las muertes", advierte la publicación, en la que se pone como ejemplo a yihadistas autores de atentados pasados como Mohamed Merah, Louis Sidney o Amedi Coulibally.

Otra recomendación es la de disimular "los signos religiosos exteriores", como afeitarse la barba o aparcar la obligación de que su ropa no toque suelo infiel. Por ello les instruyen para que, a la hora de ir a comprar armas, deben adoptar el "aspecto de un joven de ciudad que busca cometer un atraco con un arma". "Sobre todo no os dejéis llevar por un exceso de entusiasmo y no habléis de vuestro verdadero objetivo", añade.



Sobre las armas a emplear recuerda que no es necesario usar armas de fuego y que es válido "un cuchillo de cocina o un objeto punzante o cúter, como hizo nuestro hermano Michael Adebolajo, que mató a un soldado británico". Se refieren a uno de los dos terroristas que asesinaron en 2013 a Lee Rigby en Londres.

Insisten en varias ocasiones en no hablar de sus planes con su entorno, ni siquiera con alguien que tenga sus mismas ideas porque, "cuando se trate de actuar, puede mostrar su verdadero rostro y no estar preparado y poner en peligro todo el proyecto".

Antes de llevar a cabo el atentado, deben jurar su fidelidad al Califa Ibrahim, el líder de Estado Islámico, Abu Bakar Al Baghdadi. "Se puede grabar la promesa y enviársela a alguien que vive en tierra del Islam y esta persona se la podrá hacer llegar a un responsable mediático del Estado Islámico", explican.

A la hora de evitar seguimientos recomiendan mirar siempre por el retrovisor del coche y precisan que las fuerzas de seguridad suelen emplear motos y no coches. Instan a revisar siempre el interior del vehículo para evitar posibles balizas y advierten contra los micrófonos. "Es necesario no hablar en alto de vuestros planes en vuestras casas. Si tenéis necesidad para hablar sobre ello escribidlos en un papel y quemadlos después", apunta la revista Dar Al Islam en su edición número cinco.

Cómo usar internet sin dejar rastro

Para pasar desapercibidos en el día a día, este reportaje/manual incluye recomendaciones, incluso sobre cómo usar internet sin dejar rastro, empezando por que es preferible contar con un ordenador robado (consideran legítimo robar a lo que ellos consideran infieles y citan para ello textos sagrados). En caso de tener que comprarlo, deben hacerlo con dinero en efectivo y lejos del lugar de residencia, donde no sean conocidos.

Al conectarse a internet, deben hacerlo "a través de hot spots (puntos de acceso) en lugares de comida rápida que se pueden encontrar en la tierra de los infieles como el McDonald's y otros. Sobre todo no conectar el ordenador en una red personal y cambiar habitualmente de sitio para no poder ser localizados fácilmente".

Abogan por "equipar el ordenador con una VPN (Virtual Protocol Network) que permite cambiar de dirección IP". "Comprobad que no deja ningún log (fichero de históricos). Es también preferible descargar todo el software que estés utilizando en uno de estos puntos para preservar el anonimato y encriptar todo el disco duro con un software de encriptado como la antigua versión de TrueCrypt", añaden. TrueCypt es un software encriptado de discos duros o periféricos como USB. Explican los yihadistas que "su ultima versión aun es dudosas en cuanto a su fiabilidad", pero que las anteriores "son de confianza".

Para las contraseñas aconsejan usarlas de "más de 20 caracteres con signos, letras mayúsculas y minúsculas, cifras y que no tenga nada que ver con la vida personal o sus preferencias". También recomiendan usar al máximo conexiones TOR (el conocido como internet oculto) parea tener acceso a determinadas informaciones como "armas, veneno o tarjetas de crédito robadas".

"Lo mejor para las redes sociales es crear una cuenta que siga únicamente a las personas sin interactuar con ellas para no destacar", apunta al tiempo que aconsejan no guardar el ordenador en casa, sino dejarlo en un sitio seguro donde se pueda recuperar lo mas fácilmente posible.

Emigrar al Califato

Les insta a comprar varios teléfonos, por ejemplo, en estancos y que estén liberados. Pueden tener tarjetas SIM que pueden comprar, según dicen, en cualquier establecimiento y después activarlas con datos falsos. "En cuanto a las oraciones en las mezquitas de las tierras de infieles, los imanes en nuestros días son en su mayoría demócratas y no musulmanes", dice Daesh en su revista al tiempo que les exime de acudir a ese tipo de centros.

Dar Al Islam recuerda que emigrar al Califato o algún lugar bajo dominio de la ley islámica es una obligación para cualquier musulmán y por ello también da instrucciones sobre cómo llevarlo a cabo. "Si emigráis con uno o varios hermanos, espaciar las salidas con varios días de diferencia", avisa.

"Para el viaje, la mejor solución es hacer un viaje en coche pasando por los países de la zona Schengen, pero si no podéis optar por esta elección, haced lo máximo posible para pasar como turista y usad un circuito turístico. Por ejemplo, Turquía es un país muy turístico y por tanto es fácil evitar así las sospechas", detalla.

Una vez en Turquía, "ya está hecho lo más difícil, solamente queda tener paciencia pasando, por ejemplo, una noche en un pequeño hotel discreto que allí se encuentran muy facilmente".

lea también...