Publicado: 11.02.2009 08:00 |Actualizado: 22.05.2015 16:05

Irán acepta con reservas un diálogo con Obama

Aunque pone como condición que estas futuras conversaciones sean "de igual a igual"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Mahmud Ahmadineyad.

El presidente iraní, Mahmud Ahmadineyad, aceptó este lunes la oferta de diálogo lanzada por Barack Obama, aunque puso como condición que estas futuras conversaciones sean "de igual a igual" e insistió en que corresponde a Washington dar el primer paso.

"Desde ahora, el mundo está entrando en la era del diálogo", dijo Ahmadinejad ante cientos de miles de personas en los actos con los que concluyó el lunes la celebración del trigésimo aniversario de la Revolución Islámica.

"La administración estadounidense ha anunciado que quiere cambiar y optar por el camino del diálogo. Ese cambio debe ser fundamental y no solo táctico", precisó el presidente iraní en el discurso que pronunció en la plaza de Azadi (Libertad) en Tehéran.

El lunes, en su primera conferencia de prensa en horario de máxima audiencia, Barack Obama reiteró que su Gobierno está listo para tender la mano a Irán y formuló el deseo de que en los próximos meses se cree la atmósfera adecuada para "sentarse en una misma mesa, cara a cara".El lado más duro

Aunque Ahmadineyad recalcó que su pueblo da la bienvenida a esta oferta, insistió en que la Casa Blanca debe mover ficha, retirando las tropas de Irak y pidiendo disculpas a Irán "por los crímenes" del pasado.

Los actos finales del 30 aniversario del triunfo de la Revolución arrancaron con una exhibición de paracaidismo, seguida por una proclama en la que el régimen de los ayatolá exhibió su lado más duro.

El régimen iraní exige el cumplimiento de tres condiciones previas para iniciar cualquier diálogo: el respeto al derecho de Irán a desarrollar la energía nuclear, la liberación de los fondos iraníes congelados en bancos extranjeros y el levantamiento del embargo.