Público
Público

Israel: "En Gaza no se mueren de hambre"

El ministro israelí de Industria y Comercio asegura en una entrevista que "Gaza se ha convertido en la base terrorista más grande del mundo"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Israel solucionará cualquier problema humanitario que exista en la franja de Gaza pero no dejará de defenderse de la amenaza del movimiento islamista Hamás, asegura el ministro israelí de Industria y Comercio, Benjamín Ben Eliezer. 'Lo que Israel dice al mundo es, por un lado, que no tenemos intención de renunciar a nuestra soberanía y, por el otro, que abriremos cualquier puerta a la asistencia (en Gaza) si es que de veras hay un problema humanitario', afirma.

En una entrevista tras la aprobación por el Consejo de Ministros para Asuntos de Seguridad de una serie de medidas para suavizar el bloqueo de cuatro años a la franja, Ben Eliezer asevera que 'en Gaza no se mueren de hambre' y que lo que verdaderamente ocurre es que el movimiento islamista 'Hamás usa a la población'. 'Deberíamos cuestionarnos qué podemos hacer para rescatar al pueblo palestino que está en Gaza, que se merece vivir en dignidad, de las manos de aquellos que hablan en nombre de Dios pero que en realidad no tienen Dios', se pregunta retóricamente sobre los objetivos e intereses de los islamistas.

Para el veterano político laborista israelí, ex general de brigada del Ejército y ex ministro de Defensa (marzo 2001-noviembre 2002), la decisión de suavizar el bloqueo es 'la mejor decisión de Israel en el momento actual'. 'No tenemos nada contra la población de Gaza sino contra el liderazgo de Hamás que no le importa sacrificar a todos sus habitantes', insiste sobre su postura en la crisis que afronta Israel desde hace tres semanas.

El levantamiento parcial del bloqueo, en vigor desde que Hamás se hizo con el control de la franja en 2007, sigue a las presiones internacionales por la muerte de nueve activistas turcos en el abordaje de comandos israelíes a la Flotilla de la Libertad, cuando navegaba por aguas internacionales hacia ese territorio palestino.

Israel no levantará por ahora el bloqueo aéreo y marítimo, aunque se ha planteado la posibilidad de que terceros países revisen en Chipre los cargamentos que lleguen por mar. El ministro de Industria, de 74 años, eludió confirmar si su país aceptará esa fórmula como garantía de sus intereses de seguridad e insistió en que para resolver las necesidades que puedan existir 'hemos ampliado una lista muy larga y lo que les decimos a los palestinos es 'sólo no armas''.

'Diez años llevamos viviendo con cohetes. ¿Es eso lo que se merecen nuestros niños en el sur?. ¿Qué son, perros?', observa, indignado, y mantiene que los palestinos tuvieron la oportunidad de construir la base de un Estado en la franja cuando Israel la evacuó de asentamientos en 2005. 'Desde entonces... Gaza se ha convertido en la base terrorista más grande del mundo', proclama al apelar al derecho de Israel a 'defender a su población y sus hogares'.