Público
Público

Julian Assange ya está en libertad

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El fundador de WikiLeaks, Julian Assange, ha salido finalmente esta tarde en libertad bajo fianza, después de que el Tribunal Superior de Londres desestimara el recurso de última hora presentado ayer por la Fiscalía británica para mantenerlo en prisión.

En su primer contacto con los medios, el australiano de 39 años, que llevaba recluído en la prisión de Wandsworth desde el martes de la semana pasada ha bromeado con que 'es genial volver a oler el aire fresco de Londres otra vez'.

Pero después ha pasado a hacer una ronda de agradecimientos: 'a las personas de todo el mundo que por el apoyo y la fe que han tenido en mí, a todos aquellos que han apoyado a mi equipo mientras yo no estaba. Quiero dar las gracias a mis abogados que han mantenido una valiente y exitosa batalla. A nuestros avalistas y a toda la gente que ha donado dinero en un momento de gran dificultad.  Y también a los periodistas que no se han dejado engañar y decidieron indagar más'.

Assange se ha congratulado del funcionamiento de la Justicia británica. 'Si la Justicia no es siempre el mejor recurso, al menos se ha demostrado que no está muerta'.

Ha reflexionado sobre su paso por la celda en la que una vez estuvo preso Oscar Wilde: 'Durante todo este tiempo que he pasado en el fondo de la celda de una cárcel victoriana he tenido tiempo para reflexionar en toda la gente que pasa sus horas en cárceles en condiciones peores que la mía. Esa gente también necesitan vuestra atención y apoyo', dijo.

'Espero seguir con mi trabajo y continuaré defendiendo mi inocencia'Y al final ha lanzado un aviso: 'Espero seguir con mi trabajo y continuaré defendiendo mi inocencia y revelaré, en cuanto lo tengamos, que aún no lo tenemos, las pruebas a estas acusaciones', concluyó.

Assange sigue estando acusado de violación por la fiscalía sueca y deberá permanecer bajo arresto domiciliario, llevará un brazalete que informará a la policía de todos sus movimientos, estará obligado a presentarse cada día en una comisaría y se le ha retirado el pasaporte. 

Listen!

El martes 7 de diciembre, el fundador de Wikileaks se entregó en una comisaría de Londres por la orden internacional que emitió contra él la fiscalía sueca por un presunto caso de violación.

El Crown Prosecution Service presentó un recurso de última hora para evitar su liberaciónDe allí pasó a un tribunal en Westminster, donde el juez decidió que fuera a la prisión ya nombrada y donde ha permanecido desde entonces. El pasado martes, se decidió que podría salir de la cárcel pagando una fianza de 240.000 libras (unos 285.000 euros).

La mayor parte de esa fianza, 200.000 libras, debía entregarse en efectivo, mientras que las otras 40.000 debían presentarse con varios avales.

Cuando todo parecía solucionado, llegó un recurso que propició que volviera a pasar la noche en la cárcel. En un principio se dijo que había sido la fiscalía sueca la que rebatía la decisión del juez, aunque esta mañana se supo que había sido el propio Crown Prosecution Service británico el que lo había solicitado.

En una nueva vista esta mañana, el juez desestimo el recurso. Y a partir de ahí los abogados, Mark Stephens y Jennifer Robinson, empezaron a movilizar todo el papeleo permanente para conseguir su liberación hoy.

Se llegó a pensar que sería imposible hasta mañana por lo menos, ya que todos las personas que se habían prestado como avalistas, unos 12, debían presentarse en comisaría y firmar un documento. Algunos de ellos estaban fuera de Londres hoy, por lo que todo se ha alargado un poco.