Público
Público

Karzai se apodera de la Comisión Electoral afgana

Se asegura controlar cualquier proceso electoral sin contar con Occidente

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente de Afganistán, Hamid Karzai, se ha hecho con el control del principal órgano electoral del país, según desvela este martes el diario británico The Guardian. El objetivo del presidente era 'afganizar' la Comisión Electoral (ECC) después de las acusaciones de fraude durante las elecciones del pasado mes de agosto. En dicho organismo participaban tres diplomáticos extranjeros, pero con la intervención de Karzai, desaparecerán del organigrama ya que a partir de ahora tendrá control absoluto sobre él.

Los diplomáticos extranjeros temen que la decisión de Karzai se debe a que en seis meses habrá elecciones parlamentarias y con el control de la ECC podría repetir el fraude de agosto. Entonces, el organismo tuvo que anular hasta un millón de votos y expulsar a 200 comisarios. Karzai se libró de la segunda vuelta en las elecciones sólo por la retirada de su máximo contrincante Abdulla Abdullah. Karzai nunca aceptó las acusaciones de fraude y dijo que Occidente llevaba a cabo una campaña difamatoria contra él.

Según el diario, este movimiento no sólo pondría en entredicho la credibilidad del Parlamento, sino que significará un duro golpe para el intento de las fuerzas internacionales porque los afganos recuperen la confianza en sus políticos.

El presidente afgano no ha tenido nada fácil conformar un nuevo Gobierno, ya que el Parlamento se opuso en varias ocasiones a aceptar a los candidatos a ministros que propuso. 

The Guardian asegura que algunos inversores extranjeros están amenazando al Gobierno afgano con retirar su apoyo si Karzai sigue adelante. El mes pasado tuvo lugar en Londres una conferencia de donantes en la que Karzai prometió transparencia y luchar contra la corrupción.

Algunas informaciones apuntan a que el representante de Naciones Unidas en Afganistán, Kai Eide, que fue acusado de aceptar la corrupción de Karzai en el proceso electoral, habría pactado con el presidente la presencia de dos miembros extranjeros en la ECC. No obstante, esto sería insuficiente para frenar las ansias de permanencia del presidente afgano, ya que los tres miembros afganos tendrían capacidad suficiente como para poner fin a una hipotética investigación.