Público
Público

Ken Salazar: "No tenemos una varita mágica"

El hispano más destacado de la nueva Administración admite las dificultades

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Ken Salazar no para de sonreír. Todo el mundo le quiere en la foto. Con sombrero negro tejano, se le ve a distancia incluso entre la multitud que se precipita hacia los canapés en la sala VIP de la gala latina, que el domingo por la noche se celebró en el majestuoso hall de la estación central de Washington y reunió a lo más granado de la hispanidad.

Con la inesperada salida del gobernador de Nuevo México, Bill Richardson, que debía asumir la cartera de Comercio, Salazar, el veterano senador por Colorado que pronto asumirá la Secretaría de Interior, se ha convertido en el hispano más destacado de la Administración Obama.

Asume, entre empujones de fieles que no saben si esperar a estrechar su mano o correr a hacerle una foto a Paulina Rubio, el peso de su responsabilidad. 'Barack Obama tiene una idea muy inclusiva de Estados Unidos. No se puede obviar la realidad: hay 45 millones de latinos, así que debemos tener una voz en la toma de decisiones' asegura Salazar. 'Creo que las contribuciones hispanas van a continuar creciendo de manera muy significativa'.

Reconoce sin embargo la inmensa tarea en tiempos de crisis. 'Llevará mucho trabajo porque hay muchas expectativas en el país. Deberemos tener mucha fuerza de decisión y determinación, pero no somos magos, no tenemos una varita mágica para resolver todos los problemas de la noche a la mañana'.

Salazar lista entre las prioridades de su secretaría, 'contribuir a la independencia energética de EEUU' una de las prioridades del nuevo Gobierno y 'preservar el medio ambiente'. Y asegura que Obama 'quiere una nueva relación con América Latina'.

Pasa a su lado Arturo Valenzuela, profesor de Georgetown, cuyo nombre es el que más suena para el dossier latinoamericano en el Departamento de Estado. También piensa que las relaciones entre las dos Américas cambiarán incluso en el tema de Cuba. 'Hay cambios en Estados Unidos, hay cambios en Cuba, es hora de encontrar soluciones nuevas a viejos problemas'. Ah. Y en la gala también cantó Alejandro Sanz.