Publicado: 14.04.2014 16:56 |Actualizado: 14.04.2014 16:56

Kiev ordena el comienzo de una "operación antiterrorista" en el este y pide ayuda a la ONU

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente interino de Ucrania, Alexandr Turchínov, ha firmado el decreto para lanzar una "operación antiterrorista" para combatir a los alzados prorrusos que se están haciendo con el control de las administraciones públicas en este del país. Previamente, había propuesto una operación conjunta con la ONU, durante una conversación telefónica con el secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon. "Ucrania no está en contra, sino a favor, de que con su ayuda (de la ONU) se lleve a cabo una operación antiterrorista conjunta en el este" del país, afirmó Turchínov, según informó la oficina de la prensa de la Rada Suprema (Legislativo).

Mientras, el presidente de Rusia, Vladímir Putin, está recibiendo numerosas peticiones de las regiones del este de Ucrania para que intervenga "de una u otra forma", anunció hoy el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, quien gregó que "el presidente de Rusia observa la evolución de los acontecimientos en estas regiones con una gran preocupación". Rusia asegura que no planea invadir Ucrania, a la que acusa insistentemente de discriminar a los rusoparlantes residentes en el este del país. El Kremlin ha propuesto al Gobierno de Kiev que apruebe una nueva Constitución que convierta a Ucrania en una federación, otorgue a la lengua rusa el estatus de oficial y reconozca a Crimea como parte del territorio ruso.

Turchínov explicó a Ban que la presencia de fuerzas de paz de la ONU en Ucrania permitiría a la comunidad internacional confirmar la legitimidad y la legalidad de la operación antiterrorista lanzada por Kiev ante los retos secesionistas. Y subrayó que el objetivo de la operación antiterrorista puesta en marcha por las autoridades en las regiones orientales, donde los sublevados prorrusos han tomado varios edificios gubernamentales, es proteger a la población civil.

"Los ciudadanos de Ucrania piden a las autoridades que les protejan del terrorismo y de los criminales armados. No podemos dejar a nuestros conciudadanos solos frente a los terroristas armados que amenazan sus vidas y que intentan romper en pedazos nuestro país", señaló. Además, denunció que en las regiones orientales de Ucrania, donde la mayoría de la población es rusoparlante, se repite el mismo escenario que en la península de Crimea, anexionada por Moscú el pasado 21 de marzo.

"Rusia está enviando al este de nuestro país fuerzas especiales que toman por las armas los edificios de las administraciones y con sus actos ponen bajo amenaza la vida de cientos de miles de personas", resaltó. Al mismo tiempo, aseguró que, a diferencia de Crimea, en el este y sur del país "la mayoría de la población no quiere apoyar a los separatistas". "Haremos frente al terrorismo y a la agresión rusa", insistió Turchínov, quien añadió que Kiev toma todas las decisiones necesarias "para estabilizar la situación en la región".

Un destructor estadounidense llega al Mar Negro ante la creciente tensión con Rusia En concreto, aludió a la decisión de aumentar notablemente las competencias financieras de las regiones, una de las principales demandas de los sublevados y del Kremlin. Por su parte, Ban subrayó que las autoridades ucranianas pueden contar con la ONU y destacó que Kiev ha tomado las medidas "que son necesarias para el arreglo de la situación en Ucrania, en general, y en el este y sur, en particular". "Quiero expresarle todo mi apoyo tanto a usted personalmente como al pueblo de Ucrania. Haré todo lo posible para que la situación se arregle lo antes posible por la vía pacífica", dijo.

El destructor estadounidense Donald Cook atracó hoy en el puerto rumano de Constanza, en el Mar Negro, dentro del despliegue militar de la OTAN en la región en respuesta al aumento de la tensión con Rusia por la situación en Ucrania." La presencia del navío USS Donald Cook muestra la reacción de la OTAN por la anexión de Crimea por la Federación Rusa y la solidaridad de los aliados cuando existen amenazas contra la seguridad", declaró a los medios el presidente de Rumanía, Traian Basescu, tras visitar el buque. Basescu confirmó que se prevé una mayor presencia de las tropas de la Alianza Atlántica en Europa del Este y precisó que Bucarest "apoyará una tercera ronda de sanciones contra Moscú si Rusia decide invadir Ucrania".