Público
Público

Londres mandará un nuevo buque de guerra a las Malvinas

La decisión coincide con un aumento de las reclamaciones argentinas sobre la isla a escasos meses del 30 aniversario de la guerra

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Reino Unido enviará a las islas Malvinas en los próximos meses uno de los barcos de guerra más modernos de la Royal Navy (Marina), según informó este martes el Ministerio de Defensa (MoD). Se trata del destructor HMS Dauntless y que sustituirá a la fragata HMS Montrose.

'El despliegue del HMS Dauntless estaba planeado desde hace mucho tiempo, se trata de un ejercicio rutinario para reemplazar a otro buque', dijo el MoD en una nota. La presencia militar británica en el Atlántico Sur ha sido continua desde la guerra de las Malvinas en 1982, que en abril cumplirá su 30 aniversario.Normalmente, Londres tenía desplegados una fragata, un buque de reconocimiento y en algunas ocasiones, un submarino.

Pero el Dauntless es un arma de nueva generación y el primero de este tipo (Type 45) que llegará a la zona, lo que posiblemente aumente la tensión entre Londres y Buenos Aires, que desde hace meses llevan a cabo una batalla dialéctica por la soberanía de las islas.

Hace tres días, Cristina Fernández de Kirchner, en su primer acto oficial tras ser operada dijo que el reclamo de la soberanía argentina que tanto molesta en Reino Unido 'abarca la defensa de nuestros recursos naturales, porque están depredando nuestro petróleo y nuestra pesca'. 'Pero nadie le pide a los habitantes de las Malvinas que dejen de ser ingleses, como no se lo pedimos a ningún español, ni a ningún italiano, ni a ningún ucraniano', informa Ana Delicado.

El primer ministro británico, David Cameron, anunció hace diez días ante el Parlamento la aprobación de un plan de contingencia para incrementar rápidamente la presencia militar en el archipiélago a través de la isla atlántica de Ascensión. 'El futuro de las islas Malvinas es una cuestión que atañe exclusivamente a sus habitantes. Mientras quieran ser parte de Reino Unido y británicos, deberían poder serlo', sin que los 'argentinos quieran de ellos algo más', dijo Cameron.