Público
Público

Maduro responsabiliza a Banesco de aumento del precio especulativo del dólar

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, responsabilizó hoy a Banesco de "justificar" los "falsos y criminales" precios del dólar especulativo en el país y que multiplica por diez el valor oficial de 69.000 bolívares, motivo que dijo le llevó a ordenar su intervención durante 90 días.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente de Venezuela, Nicolas Maduro, en un acto electoral en Caracas. REUTERS/Carlos Garcia Rawlins

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, responsabilizó a Banesco de "justificar" los "falsos y criminales" precios del dólar especulativo en el país y que multiplica por diez el valor oficial de 69.000 bolívares, motivo que dijo le llevó a ordenar su intervención durante 90 días.

"Con la operación Manos de Papel tuvimos que intervenir Banesco (...) y nombrar una junta directiva por 90 días para investigar y sanear Banesco que era el banco que se estaba llevando el dinero de Venezuela y estaba justificando los falsos y criminales precios del dólar", sostuvo Maduro en un acto de campaña en el oeste de Caracas.

El aspirante a la reelección en los comicios del 20 de mayo se refirió así a la operación que ha puesto en marcha su Gobierno para atrapar a las "mafias financieras" que hacen un "boicot" a la economía de su país.

Aseguró que esa supuesta justificación de Banesco al precio del dólar paralelo sirve "para subirle los precios de los productos" a los venezolanos.

Desde hace años en Venezuela existen varias tasas de cambio del dólar, divisa de la que el Gobierno tiene el monopolio de la compraventa.

Sin embargo la escasez de dólares fomentó hace años una tasa paralela ilegal que sirve muchas veces como termómetro para calcular el precio de los productos.

El jueves el Gobierno venezolano anunció la intervención de Banesco por 90 días ante la comisión de presuntos delitos financieros por los que ya arrestó a once directivos del mayor banco privado del país.

El presidente de Banesco Internacional, Juan Carlos Escotet, declaró hoy que el banco está siendo "injustamente" intervenido y que la medida obedece a razones "políticas", y aseguró que la entidad no presenta "quebranto financiero".

Poco después aseguró que la decisión gubernamental "no es un proceso de estatización" por lo que los accionistas siguen siendo los propietarios de la entidad financiera.