Publicado: 03.02.2014 14:36 |Actualizado: 03.02.2014 14:36

Mandela deja una herencia de tres millones de euros

Su tercera y última esposa, Graça Machel, tiene derecho al 50% de los bienes y 90 días para decidir si ejercer su derecho

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El expresidente sudafricano Nelson Mandela ha dejado una herencia valorada en 46 millones de rands (3,05 millones de euros, 4,1 millones de dólares), según han anunciado los custodios de su testamento en rueda de prensa en Johannesburgo.

Mandela, que falleció el pasado 5 de diciembre a los 95 años, redactó su testamento el 12 de octubre de 2004, e hizo su última enmienda al texto en 2008.

Además de a su familia, Mandela lega parte de su patrimonio a sus colaboradores más cercanos, a las instituciones educativas por las que pasó y a su partido, el hoy gubernamental Congreso Nacional Africano (CNA).

La cifra sobre la herencia de Mandela es estimativa, ya que excluye los beneficios que derivados de los derechos de imagen, explicó el juez Dikgang Moseneke, uno de los tres custodios del testamento, de 40 páginas.

El exabogado y amigo íntimo de Mandela, George Bizos, y el también juez Themba Sangoni son los otros dos encargados de administrar el testamento, y comparecieron junto a Moseneke en la rueda de prensa, celebrada en la sede de la Fundación Mandela.

Moseneke desveló que Mandela estaba casado con su tercera y última esposa, Graça Machel, en sociedad de bienes gananciales.

Mandela redactó su testamento en 2004Machel tiene, por tanto, derecho a un 50% de la herencia, y dispone legalmente de un período de 90 días para decidir si ejerce ese derecho, aunque ya ha confirmado que renuncia a él. Todos los hijos y nietos de las tres mujeres de Mandela se beneficiarán, asimismo, de una parte del patrimonio del antiguo líder.

Los familiares más directos de Nelson Mandela fueron informados del contenido del testamento en la misma sede de la fundación, minutos antes de que el documento se hiciera público.

Según Mosoneke, ningún miembro del clan puso objeciones al testamento, que fue sacado a la luz para dotar al proceso de "total transparencia", según el propio juez.