Público
Público

La masacre de una conocida familia conmociona Oaxaca

Un comando de Zetas asesina a 13 personas y escapa a sangre y fuego hasta Veracruz

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Conmoción por tratarse de gente muy conocida. Este es el sentimiento que dejó la masacre de al menos 13 personas cometida por un comando de unos 20 zetas en Acatlán de Pérez Figueroa, al noreste del estado sureño de Oaxaca.

Los asesinados eran parientes de uno de los aspirantes a la alcaldía municipal, el simpatizante del PAN Adán Maciel Sosa, de una saga de empresarios y ganaderos. Su hermano Alfonso fue una de las víctimas en la casa familiar de San Vicente Camalote, donde murieron también dos civiles sin identificar y tres policías.

En el rancho familiar El Zapote, a unos dos kilómetros, empezó la incursión de los pistoleros, que asesinaron a su sobrino Alfonso de 16 años, y a tres trabajadores. Tras la sangrienta fuga de los sicarios hacia Veracruz, se encontraron los cadáveres de tres policías municipales de Acatlán, uno de ellos esposado. El suboficial al mando de la patrulla, José Escobar, está desaparecido.

Los agresores viajaban en siete furgonetas Hummer y todos los asesinatos, con el ritual tiro de gracia, se cometieron con fusiles AK-47. A medianoche, cuatro horas después de la sangrienta incursión, llegaron al municipio de 45.000 habitantes refuerzos del ejército mexicano y agentes federales.

Esa región de la cuenca del río Papaloapan es un paso natural para los narcotraficantes, en su ruta desde Centroamérica hacía el norte del país. Los Zetas son considerados el brazo armado del Cártel del Golfo y el grupo más temible, cada vez más violento y con armamento más sofisticado. La venganza contra los familiares de aspirantes políticos que no son de su agrado es habitual, según el especialista Ricardo Ravelo.

El pasado lunes había jurado su cargo en la capital mexicana el nuevo delegado estatal de la Fiscalía en Oaxaca, Enrique Correa, quien subrayó la necesidad de que los distintos cuerpos policiales mexicanos trabajen más coordinadamente entre ellos para ofrecer 'más seguridad a los ciudadanos'.