Público
Público

Monti está dispuesto a volver a ser primer ministro de Italia

El expresidente italiano, que no concurrirá en las listas de ningún partido político, se ofrece a "guiar" a las fuerzas que apoyen su programa en las próximas elecciones. Rechaza la invitación de

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El recién dimitido pimer ministro italiano, Mario Monti,  se ha mostrado dispuesto este domingo a 'guiar' a las fuerzas políticas que apoyen su programa en las próximas elecciones y a liderar de nuevo el Ejecutivo, aunque no concurrirá en las listas al ser senador vitalicio. 'No seré candidato en las listas porque soy senador vitalicio, pero si algunas fuerzas políticas manifiestan el propósito de presentarme después como presidente del Gobierno, lo evaluaré y podría decir que sí', ha afirmado Monti.

'Estoy dispuesto, si se me pide, a asumir la responsabilidad', ha remachado el ex primer ministro en la rueda de prensa de fin de año. No obstante, Monti ha querido dejar claro que su nombre no aparecerá asociado a ningún partido político, ya que no quiere dar lugar a enfrentamientos, e insistió en que sean las fuerzas sociales las que sigan su programa.

La que sí ha rechazado de plano ha sido la invitación de Silvio Berlusconi para liderar una coalición de centroderecha de cara a las próximas elecciones. Porque ha asegurado no entender la 'línea de pensamiento' de su predecesor en el cargo.

Además, ha anunciado que publicará en los próximos días un documento -'Cambiar Italia. Reformar Europa por un empeño común'- que sirva de guía para cambiar Italia y reformar Europa. En la rueda de prensa de fin de año, ha hecho un repaso de los logros de su Gobierno y ha dado algunos consejos a los Ejecutivo futuros 'para que no destrocen lo que se ha hecho en este año con el sacrificio y esfuerzos de todos'. Y se muestra dispuesto 'guiar' a las fuerzas políticas que apoyen su programa en las próximas elecciones.

Fue este viernes cuando presentó hoy su dimisión como jefe del Gobierno al presidente de la República italiana, Giorgio Napolitano, tras trece meses al frente de un Ejecutivo tecnócrata investido para reconducir las finanzas y la economía del país. Según informó la Presidencia de la República, Monti formalizó la renuncia, que ya había anunciado el pasado 8 de diciembre a Napolitano después de que el partido de su predecesor, Silvio Berlusconi, diera por concluida la experiencia del Gobierno tecnócrata que llegó al poder en noviembre de 2011.

El 17 de noviembre de 2011, tras la dimisión de Silvio Berlusconi, el presidente de la República italiana, Giorgio Napolitano, encargó a Monti la formación de un nuevo Gobierno (integrado totalmente por tecnócratas), ante lo insostenible de la situación económica, con una prima de riesgo desbocada y las dudas de los mercados que planeaban sobre el país.

Monti precipitó su salida al perder el apoyo parlamentario del Pueblo de la Libertad (PDL), el partido de Berlusconi, lo que le llevó el pasado día 8 a anunciar su dimisión una vez fuera aprobada la Ley de Presupuestos.

Mario Monti ha sido lo contrario de Berlusconi. Sus escasas apariciones públicas las hizo del brazo de su esposa, Elsa, con quien tiene dos hijos, camino de la misa dominical o en una función lírica de la Scala de Milán, con un estilo de vida muy lejano de los excesos de Il Cavaliere.