Publicado: 30.10.2016 20:37 |Actualizado: 31.10.2016 14:24

La muerte del vendedor marroquí desata protestas y recuerda al inicio de la Primavera Árabe

Manifestaciones en las principales ciudades del país muestran su solidaridad con el hombre fallecido mientras trataba de recuperar la mercancía que le había sido incautada

Publicidad
Media: 4.25
Votos: 4
Comentarios:
Un grupo de personas llevan el féretro del vendedor de pescado Mouhcine Fikri que fue aplastado en un camión. REUTERS

Un grupo de personas llevan el féretro del vendedor de pescado Mouhcine Fikri que fue aplastado en un camión. REUTERS

RABAT-La muerte de un vendedor de pescado marroquí en Alhucemas (noreste) aplastado dentro de un camión de basura, en el que se metió para protestar contra la confiscación de su mercancía, ha causado indignación social en la ciudad y en todo el país.

Según informó a Efe por teléfono el activista Jaled Zaituni, director de la página web local altpresse.com, cientos de personas se congregaron hoy ante el Tribunal de Primera Instancia de Alhucemas para protestar contra lo ocurrido. Pero no sólo en Alhucemas. Este domingo se han celebrado una serie de manifestaciones en las principales ciudades del país. En Rabat, la capital del país, más de un centenar de personas se ha reunido en una concentración donde se han escuchado cánticos como "todos somos Mohcine", en referencia al hombre fallecido. 



Estas protestas estuvieron precedidas por otra muestra de solidaridad con la víctima organizada por decenas de conductores de taxis, que reclamaron la apertura de una investigación. Zaituni añadió que varios habitantes de Imzuren y Ait Yusef Uali, dos localidades contiguas a Alhucemas, salieron en las primeras horas de hoy a la calle para expresar su indignación por este incidente.

Por otra parte, el fiscal del rey del Tribunal de Apelación de Alhucemas ordenó hoy la apertura de una investigación para "determinar las causas de la muerte del vendedor de pescado y establecer responsabilidades", según informó la Fiscalía en un comunicado recogido por la agencia marroquí MAP.

La misma fuente añadió que el camión de basura estaba "destrozando una cantidad de pescado prohibido para la pesca", que fue confiscado por los servicios de seguridad bajo instrucciones del fiscal general competente.

Toneladas de pez espada 

Los hechos ocurrieron en la noche del viernes a sábado cuando el fallecido transportaba varias toneladas de pez espada -que está prohibido a pescar en estas fechas- antes de que fuese registrado por los servicios de seguridad y portuarios, que se incautaron de su mercancía.

Las autoridades ordenaron más tarde la destrucción de esta mercancía, que arrojaron en un camión de basura. Como acto de protesta, el vendedor del pescado se tiró en el interior del contenedor cuando la prensa del vehículo estaba en marcha.

Similitudes con el comienzo de la Primavera Árabe

Las protestas se han extendido a otras ciudades como Casablanca, Fez, Tánger, Nador, Marrakech, Uchda, Agadir y Rabat. La muerte del vendedor marroquí y sobre todo las protestas que ha desencadenado recuerda al comienzo de la Primavera Árabe, marcada por la inmolación del vendedor ambulante Mohamed Bouazizi en Túnez en 2010. Fue este suceso el que desencadenó manifestaciones en Túnez y una ola de reivindicaciones en el mundo árabe.  Igual que sucedió con el vendedor marroquí, Bouazizi protestó por la confiscación de su mercancía y por el trato recibido tras presentar una queja formal por ello. 

Etiquetas