Publicado: 17.09.2016 13:32 |Actualizado: 17.09.2016 13:32

Una mujer transexual, primera soldado británica en el frente de batalla

El ex primer ministro británico, David Cameron, levantó en julio el veto que había impedido hasta entonces a las mujeres participar en misiones en primera línea de combate.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
La transexual Chloe Allen será la primera soldado británica en el frente de batalla. The Sun

La transexual Chloe Allen será la primera soldado británica en el frente de batalla. The Sun

LONDRES.- Una mujer transexual de 24 años se ha convertido en la primera soldado con un puesto de combate en primera línea en la infantería del Ejército británico, según informó este sábado la cadena pública BBC. Chloe Allen, que se unió a la guardia escocesa en 2012, ha cambiado de forma oficial su nombre, anteriormente Ben, y ha iniciado una terapia hormonal.



En julio, el entonces primer ministro del Reino Unido, David Cameron, levantó el veto que ha impedido hasta ahora a las mujeres participar en misiones en el frente de batalla.

Si bien el proceso oficial para reclutar a mujeres para puestos de infantería no comenzará hasta finales de este año, la Armada británica ha decidido mantener a Allen en su puesto de combate una vez registrada como mujer.

"Estoy encantado de contar con nuestra primera mujer sirviendo en una unidad de combate sobre el terreno. La Armada británica está realmente probándose a sí misma como una organización inclusiva, donde todo el mundo es bienvenido y puede prosperar", afirmó el general James Everard.

Allen, fusilera y conductora de camiones blindados, afirmó al tabloide The Sun que espera que su ejemplo sirva para "inspirar a la gente a salir y ser ellos mismos".

"No es tan malo como la gente cree. Se hace mucho más fácil cuando tienes a tus compañeros y tus jefes de tu lado", señaló la soldado.

Un año después de explicar su condición a sus familiares amigos, Allen comunicó a sus superiores en el Ejército que tenía intención de convertirse en mujer.

"No fue nada fuera de lo ordinario. Fue como hablarle a mi jefe de una cuestión de trabajo. Es una persona muy abierta", relató la soldado