Público
Público

Naomi Campbell declara en el proceso al ex presidente de Liberia

El Tribunal que procesa al ex presidente de Liberia, Charles Taylor, quiere saber si la modelo aceptó 'diamantes de sangre' como regalo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La modelo Naomi Campbell lleva declarando desde las nueve de la mañana en La Haya ante el Tribunal Especial para Sierra Leona (TESL). La modelo británica fue llamada a testificar en el marco del proceso al ex presidente de Liberia, Charles Taylor, que está acusado de crímenes de guerra.

Campbell ha explicado al Tribunal que después de una cena organizada por Nelson Mandela en 1997 en Suráfrica, recibió varios 'diamantes de sangre'. Esto serviría para relacionar al ex presidente con el tráfico de estas piedras preciosas para financiar la compra de armas para los rebeldes de Sierra Leona, de no ser porque, según Campbell nadie le dijo que era un regalo del ex presidente.

Al principio del juicio, Campbell ha reconocido que una vez en su habitación, mientrs dormía, dos hombres llamaron a su puerta y le dieron una bolsa. 'Es un regalo para usted, me dijeron'. Los hombres no se identificaron, según la declaración de la modelo, que también ha dicho que no sabía de quién venía el regalo.

Por la mañana, Campbell dijo que abrió la bolsa y encontró 'dos o tres piedras sucias'. Cuando bajó a desayunar con Mia Farow y su agente entonces, Carol White, les explicó lo que había pasado y una de las dos le dijo que eran 'obviamente diamantes' y que el regalo debía venir 'de Charles Taylor'.

Cuestionada sobre si por qué no se dio cuenta de que eran diamantes, Campbell dijo que 'estoy acostumbrada a ver los diamantes en joyas, pero no de esa manera, eran como pequeñas chinas negras, envueltas en un paño'.

'No había conocido a Charles Taylor antes y era la primera vez que escuchaba el término 'diamantes de sangre'''No había conocido a Charles Taylor antes, no había oído hablar de Liberia antes y era la primera vez que escuchaba el término 'diamantes de sangre'', continuó.

La modelo ha explicado después que llevó los diamantes a la Fundación de Nelson Mandela para que los usaran para desarrollar algún proyecto con niños. 

Campbell fue preguntada por una magistrado por qué parecía tan nerviosa y la modelo contestó que 'estoy nerviosa porque yo no quería estar aquí, no quiero tener nada que ver con esto y quiero proteger a mi familia y seguir con mi vida'.

A continuación los abogados han insistido en preguntar a Campbell cómo no preguntó a los hombres de quién era el regalo. 'Había estado viajando durante muchos días, estaba cansada y recibo regalos a diario'.

Esto ha provocado que el abogado de Taylor le preguntara a continuación. 'Usted ha dicho que no sabía de quién procedían los diamantes y que sus compañeras de desayuno le dijeron que eran posiblemente de Charles Taylor, lo que es pura especulación'.

Carol White aseguró que la modelo se había sentado a lado de Taylor  durante la cena El magistrado ha continuado, '¿en algún momento de la noche le dio su teléfono a Charles Taylor?, ¿En algún momento habló con Charles Taylor después de la cena o le dio su número de teléfono?'.

En su declaración, Mia Farrow, dijo al Tribunal que Campbell, a la mañana siguiente dijo que los hombres que le llevaron el regalo le dijeron que era de Charles Taylor. Según el testimonio de Farrow, la modelo británica dijo que había recibido un gran diamante. Hecho que Naomi Campbell ha negado. 

Después el abogado de Taylor se ha dedicado a comparar las declaraciones de Carol White con las de Campbell. Carol White aseguró que la modelo se había sentado a lado de Taylor durante la cena, que le dio su teléfono y que hablaron de diamantes, lo que fue calificado como 'falso' por Campbell.

White también aseguró que ella estaba en la habitación con Campbell cuando llegaron los hombres, los hizo pasar, se sentaron a hablar con las dos mujeres y les ofrecieron coca-colas. Todo esto también fue negado por la modelo.

El reconocimiento de la aceptación de ese regalo no conllevaría imputación alguna para Campbell, pero sí sería una prueba relevante contra Taylor.

El TESL ha reservado seis horas para el testimonio de Campbell, que de no completarse hoy se reanudaría en la sesión de mañana.

Charles Taylor está siendo juzgado desde enero de 2008 en La Haya por once cargos de crímenes de guerra y contra la humanidad por su implicación en el conflicto civil que asoló Sierra Leona entre 1991 y 2002, y que causó unos 50.000 muertos.