Público
Público

"Los niños están más seguros en Kabul que en Londres"

Indignación por las palabras de Mark Sedwill, un funcionario de la OTAN que defiende la seguridad de la capital afgana

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Las palaras de Mark Sedwill no han pasado inadvertidas. El funcionario de la OTAN en Kabul, la capital de Afganistán, afirmó sin despeinarse al canal infantil de la BBC que los niños viven más seguros allí que en muchas de las ciudades occidentales.

Como ejemplo puso Londres, Glasgow o Nueva York, hecho que ha causado la indignación de los responsables de esas ciudades. Aunque la reacción que más se ha hecho notar es la de la organización Save The Children, que ha calificado las palabras de Sedwill de 'engañosas'.

'Afganistán es el peor lugar del planeta para un niño: uno de cada cuatro niños que viven allí muere antes de cumplir cinco años', afirmó Justin Forsyth, director de la ONG.

'El año pasado fue uno de los peores desde finales de 2001 para los niños. Murieron más de mil a consecuencia del conflicto. No se trata sólo de las bombas. 850 niños mueren cada día, muchos de ellos de enfermedades evitables como la diarrea o la pulmonía o porque están desnutridos'.

Sedwill dijo que 'aquí en Kabul y en otras grandes ciudades hay muy pocas bombas y posiblemente los niños están más seguros aquí de lo que podrían estar en Londres, Nueva York o Glasgow u otras ciudades. La mayoría de los niños pueden hacer su vida seguros'.

'Por culpa de las explosiones en la ciudad, da miedo ir a la escuela' Un portavoz del Ayuntamiento de Glasgow criticó también las palabras de Sedwill, ex embajador del Reino Unido en Afganistán, diciendo que se había equivocado.

Varios jóvenes de Kabul entrevistados por el citado canal de la BBC expresaron su miedo a la violencia en las calles de la capital. 'Por culpa de las explosiones en la ciudad, da miedo ir a la escuela. Tememos que vayan producirse explosiones en el mismo colegio', explicó Sohrad, estudiante de dieciséis años. Manija, de once años, declaró: 'Cuando se oyen explosiones, me siento triste porque hay gente que muere, pero al día siguiente vivimos una vida normal, y me hace feliz'.

Según recoge el diario británico The Independent, Sedwill ha matizado hoy sus palabras. 'Cada vez que tienes que hacer una aclaración quiere decir que has dicho algo que no se ha entendido bien y la comparación que hice con las ciudades occidentales ha distraído la verdadera atención del problema que quería destacar. Estaba intentando explicar a los niños británicos que la violencia en Afganistán es bastante irregular. La mitad de la violencia de la insurgencia tiene lugar en 10 de los 365 distritos y, en esos sitios, los niños son víctima de los IED's (Dispositivos Explosivos Improvisados por sus siglas en inglés) y otros peligros'.

'Los niños están más expuestos a la pobreza que a la insurgencia' Sin embargo, añade Sedwill, 'en ciudades como Kabul, donde ha mejorado la seguridad, los niveles de violencia, incluida la criminal, son comparables con los que muchos niños de ciudades en Occidente pueden experimentar'.

'Para la mayoría de los afganos, el mayor desafío es la pobreza - la ausencia de agua corriente, malnutrición, enfermedades, etc- y hay muchos niños que están más expuestos a estos problemas que a la insurgencia', concluyó.