Público
Público

Obama intenta ganarse a los sindicatos

El sector privado de EEUU creó 42.000 empleos en julio, más de lo esperado

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Con un ojo puesto en las elecciones que se celebran en noviembre, el presidente de EEUU, Barack Obama, pidió ayer a los sindicatos el voto para el Partido Demócrata si no quieren que el país vuelva a la recesión económica.

En un discurso pronunciado en Washington ante la mayor federación de sindicatos del país, la AFL-CIO, Obama se ayudó de un símil automovilístico para explicar que los republicanos condujeron a Estados Unidos a una zanja.

Luego denunció que mientras su partido ha estado los últimos veinte meses 'empujando para sacar el coche de la zanja' los republicanos 'han estado mirando sin levantar un dedo para ayudar' y también denunció que, ahora que los demócratas ya han puesto 'el coche de nuevo sobre el asfalto', los republicanos reclaman que se les devuelvan las llaves. 'La verdad es que no pueden tenerlas porque no saben conducir', concluyó.

Para Obama, la decisión en las próximas elecciones, que servirán para renovar parcialmente el Senado y el Congreso, se plantea entre moverse hacia adelante con una economía más fuerte o moverse hacia atrás con la fracasada filosofía de los republicanos.

Obama, que cumplió el miércoles 49 años, ilustró esa afirmación con una broma al señalar que en los coches automáticos la 'D' es para ir hacia adelante y la 'R' es para ir hacia atrás. Más pedagógico, después comentó como 'llevó casi una década abrir el agujero' en el que se metió la economía estadounidense y como, por ese motivo, la recuperación llevará tiempo, aunque no dudó en afirmar después que el país 'está en la buena dirección.'

Coincidiendo con sus palabras, el último informe de la consultora ADP cayó como un regalo de cumpleaños para Obama. Según la consultora, el sector privado creó 42.000 puestos de trabajo durante el mes de julio por encima de los 39.000 que preveía Wall Street. Se trata del sexto mes consecutivo que crece el empleo en el sector privado, si bien el informe señala que durante esos seis meses la media del aumento ha sido 'modesta'.

El informe de la ADP se produce dos días antes de que el Departamento de Trabajo de a conocer los datos del paro que, según las previsiones de los mercados, serán negativos con una pérdida de unos 60.000 empleos.

En su discurso, Obama recordó a los sindicatos que en los dos años que lleva al frente del Gobierno ha emprendido reformas que favorecen a los trabajadores, como la sanitaria y la financiera, al tiempo que les prometió presionar para aprobar pronto una ley que facilitará la afiliación a los sindicatos.