Publicado: 04.06.2014 12:58 |Actualizado: 04.06.2014 12:58

Obama: "No podemos permanecer neutrales ante la agresión de Rusia a Ucrania"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente de EEUU, Barack Obama, de visita estos días en Europa del Este, ha declarado desde Varsovia que las "naciones libres no puede permanecer neutrales ante la agresión de Rusia a Ucrania". "No aceptamos la ocupación de la península de Crimea o la violación de la soberanía de Ucrania; nuestras naciones libres estarán hombro con hombro ante nuevas provocaciones rusas", dijo en un discurso pronunciado en el centro de la capital polaca. Rusia, añadió, sufrirá "más aislamiento" si mantiene su postura.

El mandatario estadounidense se había reunido anteriormente con el presidente electo de Ucrania, Petro Poroshenko, al que volvió a reiterar el apoyo de su administración, al mismo tiempo que pedía a otras naciones que defendieran al nuevo Gobierno de Kiev, incluso mediante la capacitación de su Ejército y la policía, para hacer frente a los desafíos que traerá la nueva etapa que inicia la exrepública soviética.

Obama: "Los días de los imperios y las zonas de influencia llegaron a su fin"

Los dos presidentes analizaron las medidas para restaurar la paz y favorecer el crecimiento económico en Ucrania, con especial atención a las fórmulas para reducir la dependencia energética del país, que importa la práctica totalidad del gas y petróleo que consume de Rusia. Ésta es la primera conversación entre ambos políticos, que se encuentran en Varsovia para asistir a la celebración del 25 aniversario de las primeras elecciones parcialmente libres celebradas en Polonia en 1989, unos comicios que supusieron el principio del fin del comunismo en ese país.

Obama se congratuló de que el pueblo ucraniano haya rechazado la violencia y la corrupción, y haya elegido en su lugar el camino de la democracia, algo que espera que pueda facilitar el fin del conflicto. A su juicio, los ucranianos han hecho "una elección inteligente" al encomendar el Gobierno de su país a Poroshenko. "Los días de los imperios y las zonas de influencia llegaron a su fin, los países más grandes ya no pueden intimidar a los más pequeños e imponer su voluntad con las armas", dijo el mandatario estadounidense entre los encendidos aplausos de los asistentes a su discurso, en la Plaza del Castillo Real de Varsovia.

Entre tanto, el presidente interino de Ucrania, Alexandr Turchínov, ha encargado al Consejo de Seguridad y Defensa del país estudiar la declaración inmediata de la ley marcial en las regiones de Donetsk y Lugansk, escenario de una cruenta operación contra los insurgentes prorrusos. Los encarnizados combates de los últimos días, con decenas de soldados muertos y heridos en ambos bandos, además de víctimas mortales entre la población civil, podrían precipitar una decisión a la que Kiev se resistía hasta ahora.

Ucrania asegura que en las últimas 24 horas han muerto 300 milicianos prorrusos

Los enfrentamientos armados son más intensos que nunca desde hace tres días y han llegado ya a las zonas residenciales de muchas ciudades situadas en el sureste del país, incluida la capital de la región de Lugansk. Tras casi dos meses desde el comienzo de las operaciones militares, las fuerzas ucranianas no han logrado vencer la resistencia de los milicianos.

Según Kiev, sólo en las últimas 24 horas han muerto 300 milicianos prorrusos y otros 500 han resultado heridos. En cuanto a las fuerzas ucranianas, han muerto dos soldados y otros 45 han resultado heridos", dijo Vladislav Selezniov, jefe militar de la operación militar ucraniana. Agregó que "los combates continúan" en los alrededores de las ciudades de Slaviansk y Krasni Limán, donde el ejercito ucraniano puede haber destruido prácticamente todos los puntos de control insurgente.

Por su parte, los prorrusos han denunciado un nuevo bombardeo de la aviación ucraniana en la localidad de Semyonovka, ubicada en los alrededores de Slaviansk. Tras una noche de relativa calma, los ataques aéreos se han reanudado ─después de que ayer las fuerzas ucranianas atacaran con fuego de artillería, desde tierra y aire─, hasta en cinco ocasiones en Semyonovka y la cercana localidad de Cherevkovka.

Tras una noche de relativa calma, los ataques aéreos se han reanudado en los alrededores de Slaviansk

De acuerdo con la portavoz de la Alcaldía de Slaviansk, Stella Khorosheva, estos ataques "son los mayores sobre la ciudad desde el inicio de los enfrentamientos en Ucrania". Los separatistas prorrusos apostados en estas localidades han indicado que la ofensiva ucraniana podría deberse a la intención de proteger a una columna de vehículos blindados que estaría desplazándose a la zona.

Asimismo, los prorrusos han denunciado el fusilamiento por la Guardia Nacional de Ucrania de los milicianos heridos ingresados en el hospital de Krasni Limán. "Hemos dejado la ciudad y su hospital, en el que se encontraban los heridos. La Guardia Nacional fusiló a todos los heridos sin dejar a uno solo con vida", denunció Alexander Borodai, primer ministro de la República Popular de Donetsk.

La operación militar ucraniana para recuperar el control de las regiones de Donetsk y Lugansk fue lanzada a mediados del pasado mes de abril, poco después de que los rebeldes se hicieran fuertes en la ciudad de Slaviansk. Tras mostrar indecisión durante los primeros días, las autoridades ucranianas pasaron a la acción el pasado 2 de mayo, cuando empezó una amplia ofensiva del Ejército y la Guardia Nacional. Los combates no han cesado desde entonces con la excepción de la jornada en la que se celebraron las elecciones presidenciales ucranianas, a cuya conclusión, hace ocho días, los enfrentamientos se han vuelto más virulentos.