Público
Público

Obama reinicia un proceso de paz envenenado

El presidente de EEUU y Netanyahu aseguran que los atentados contra colonos en Hebrón no descarrilarán las negociaciones entre israelíes y palestinos que comienzan hoy en Washington

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Barack Obama ha decidido arriesgar su reputación diplomática al promover las primeras conversaciones directas entre palestinos e israelíes en más de año y medio. El presidente estadounidense espera lograr lo que sus predecesores no consiguieron y resolver el conflicto en Oriente Próximo en el plazo de un año.

Obama empezó su ronda de contactos bilaterales condenando el atentado ocurrido el pasado martes cerca de Hebrón en el que murieron cuatro colonos. El presidente calificó el tiroteo de 'carnicería sin sentido' y reconoció que 'había mucho trabajo por hacer' hasta conseguir un acuerdo de paz.

Horas después, hombres armados herían a dos israelíes en Cisjordania, cerca del asentamiento de Kochav Hashachar, en un nuevo incidente que parece destinado a intentar descarrilar las negociaciones.

La condena de Obama fue el preámbulo de las conversaciones que oficialmente empiezan el jueves, bajo el tutelaje de la secretaria de Estado, Hillary Clinton. El presidente estadounidense se entrevistó con los principales protagonistas del proceso: el primer ministro israelí, Binyamin Netanyahu, el presidente de la Autoridad Nacional Palestina, Mahmud Abás; el rey Abdalá II de Jordania y el presidente de Egipto, Hosni Mubarak, a los que está previsto que reúna en una cena oficial en la Casa Blanca, a la que también asistirá el ex primer ministro británico, Tony Blair, como representante del Cuarteto para Oriente Medio (EEUU, Rusia, ONU, UE). “Estamos avanzando”, dijo el presidente de EEUU en medio de las reuniones bilaterales.

Las partes en conflicto se sentarán sin agenda previa para buscar una solución definitiva

Es la primera vez que Abás y Netanyahu se verán las caras desde que Obama forzara una reunión trilateral en Nueva York hace un año para tratar de reanudar las negociaciones, suspendidas en diciembre de 2008 tras el ataque del ejército hebreo contra Gaza , en el que murieron más de 1.400 palestinos y 13 israelíes.

Las partes en conflicto se sentarán sin agenda previa para buscar una solución definitiva a los asuntos pendientes desde los acuerdos de Oslo de 1993 demarcación de las fronteras, creación de un estado palestino, capitalidad de Jerusalén, futuro de los asentamientos, regreso de los refugiados palestinos que fallidos procesos anteriores, Camp David (2000), Taba (2001), la Hoja de Ruta (2003) y Annapolis (2007) no consiguieron resolver.

Un objetivo ambicioso que la Casa Blanca espera cumplir en un año. 'Hay una ventana de oportunidad, un momento en el tiempo', dijo el negociador estadounidense para Oriente Próximo, George Mitchell, 'para conseguir una solución de dos estados'.

Netanyahu: 'Presidente Abás, eres mi socio para la paz. En nuestras manos está cambiar el futuro'

El optimismo de la Casa Blanca parece haberse contagiado a los negociadores. Fragmentos filtrados a la prensa del discurso que tenía previsto pronunciar Netanyahu en la cena oficial incluyen frases como: “Presidente Abás, eres mi socio para la paz. No podemos borrar el pasado, pero están en nuestras manos cambiar el futuro”.

Y, antes de viajar a Washington, Abás declaró a un diario palestino que podía alcanzar un acuerdo de paz con Israel en un plazo inferior al fijado. “Un año es mucho tiempo”, dijo Abás al asegurar que, antes de que se interrumpiera el proceso en 2008, se “llevaron a cabo prolongadas negociaciones” sobre todos los asuntos fundamentales del conflicto, “por lo que deberíamos construir sobre la base de aquellas conversaciones en lugar de partir de cero”.

Y, antes de viajar a Washington, Abás declaró a un diario palestino que podía alcanzar un acuerdo de paz con Israel en un plazo inferior. 'Un año es mucho tiempo', dijo Abás al asegurar que, antes de que se interrumpiera el proceso en 2008, se 'llevaron a cabo prolongados debates y negociaciones' sobre todos los asuntos fundamentales del conflicto, 'por lo que deberíamos construir sobre la base de aquellas conversaciones en lugar de partir de cero'.

En uno de los temas más sensibles, el de Jerusalén, el ministro de Defensa israelí, Ehud Barak, dijo que su Gobierno estaba dispuesto a entregar parte de Jerusalén Este a la Autoridad Palestina. “Jerusalén Oeste y 12 barrios judíos, donde viven 200.000 personas, serán nuestros. Los barrios árabes, donde vive cerca de un cuarto de millón de personas, serán suyos”, dijo Barak, que mencionó “un régimen especial” en la parte mas disputada de la ciudad que alberga el Muro de las Lamentaciones y la mezquita de Al Aqsa.

Abás considera que paz y colonización no pueden ir juntas 

Pero el tema más delicado, el que dará un primer balance del arriesgado ejercicio diplomático de hoy, es el de los asentamientos. El próximo día 26 caduca la moratoria que se autoimpuso Israel, presionado por EEUU, en la construcción de nuevas colonias en Cisjordania. Abás ya ha advertido a Obama de que si Netanyahu no renueva la suspensión abandonará las conversaciones, pues cree que paz y colonización no pueden ir juntas.

En un artículo de opinión en The New York Times, el presidente egipcio, Hosni Mubarak subrayaba ayer que el mayor obstáculo de las negociaciones era “psicológico” porque “el efecto acumulado de años de violencia y la expansión de asentamientos israelíes” habían “socavado la confianza”.

La Casa Blanca espera, al encauzar el proceso de paz en oriente Próximo y dar por terminada la fase operacional de la guerra en Irak, conseguir el respaldo de los países árabes contra Irán, ahora que la comunidad internacional quiere imponer sanciones más severas contra Teherán.

El origen del conflicto
En 1948 se proclamó el Estado de Israel, lo que provocó la primera guerra árabe -israelí. Comienza la ‘Nakba’ (el desastre): el éxodo de al menos 600.000 palestinos. En 1949, se pacta un armisticio. Después vendrían otras tres guerras entre Israel y los países árabes en 1956, 1967 y 1973. En 1967, Israel ocupó Gaza, Cisjordania, Jerusalén Este, los Altos del Golán y también el Sinaí egipcio (devuelto en 1982).

Camp David
El primer país árabe en firmar la paz con Israel fue Egipto, en 1978 , en los acuerdos de Camp David.

Los acuerdos de Oslo
En 1993, Israel y la OLP rubricaron en EEUU los Acuerdos de Oslo, que recogían una autonomía palestina.

La hoja de ruta
EEUU, la Unión Europea , la ONU y Rusia–el llamado Cuarteto– concluyen la Hoja de Ruta, cuyo fin era el establecimiento de un Estado palestino con “unas fronteras seguras y reconocidas”.

La salida de Gaza
En 2005, Israel y la Autoridad Nacional Palestina decretan un alto el fuego. Israel retira a sus tropas y colonos de Gaza.

El fracaso de Annapolis
George Bush auspicia las conversaciones de Annapolis, en 2007, que terminan en fracaso.

El intento de Obama
En 2009, Obama invita a Israel y a los palestinos a negociar de nuevo.