Público
Público

La ONU alerta del aumento de refugiados sirios

Naciones Unidas cifra en más de 10.000 personas que han huido de la represión del régimen de Al Asad

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La ONU ha alertado de que la continua represión del régimen de Siria está provocando un aumento del número de refugiados sirios que salen del país para huir de la violencia. Según los datos de la Oficina para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA) de Naciones Unidas, más de 10.000 personas han abandonado Siria, mientras que los muertos ascienden ya a 1.200.

La responsable de la OCHA, Valerie Amos, ha agradecido a países vecinos como Turquía que mantengan abiertas sus fronteras para recibir a los refugiados. Asimismo, Amos ha recordado que la ONU está 'preparada' para ayudar a esos países 'en la manera que sea necesaria'.

En el caso de Turquía, país con el que Siria limita al norte, el número de refugiados sirios que se han asentado en sus campamentos fronterizos en los últimos días ha aumentado a casi 7.000, según informaron hoy fuentes oficiales turcas. Los refugiados que llegan a Turquía huyen de la persecución por parte de las fuerzas policiales sirias, que les responsabilizan de la muerte de 120 efectivos de seguridad el pasado 6 de junio en la población fronteriza siria de Yisr al Shugur.

El Ejército sirio tomó el domingo el control de esa localidad situada al noroeste de Damasco, donde supuestamente estaban atrincherados 'grupos armados' que causaron la muerte de esos miembros de las fuerzas de seguridad.

El Consejo de Seguridad de la sigue sin consensuar una resolución de condena

'Pido al Gobierno (sirio) que respete y proteja a la población civil, así como que se abstenga de usar la fuerza contra los manifestantes pacíficos', añadió en el mismo comunicado Amos, para quien es 'importante averiguar lo que ocurre exactamente en Siria para que se pueda entregar la ayuda necesaria'.

En ese sentido se mostró esperanzada en que el régimen sirio permita que se realice 'una evaluación independiente' de los hechos ocurridos en los varios meses que dura ya la represión gubernamental contra la población civil que pide reformas democráticas y económicas en el país árabe.

Mientras continúa la represión por parte del régimen de Bachar al Asad, el Consejo de Seguridad de la ONU sigue sin ser capaz de lograr el apoyo necesario de todos sus miembros para adoptar una resolución que sólo condena la violencia ejercida por las fuerzas de seguridad sirias y que ni siquiera contempla sanciones a Damasco. La propuesta, presentada por los países de la Unión Europea (UE) que se sientan en el Consejo y respaldada por Estados Unidos, sigue sin lograr el apoyo de Rusia y China, miembros con derecho a veto, ni tampoco de otros temporales como Brasil, Sudáfrica e India, que son reticentes.