Público
Público

La ONU condena los abusos del régimen sirio

Ban Ki-moon habla de crímenes contra la humanidad en la represión

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, denunció en Austria, que el régimen sirio está cometiendo crímenes contra la humanidad. 'Estamos viendo barrios que se bombardean indiscriminadamente, hospitales que se usan como centros de tortura, niños de 10 años a los que se mata o sufren abusos. Casi con certeza estamos viendo crímenes contra la humanidad', dijo Ban.

El secretario general dijo que fue 'lamentable' que China y Rusia vetaran hace unos días en el Consejo de Seguridad una resolución de la Liga Árabe contra Siria, y agregó que la ausencia de acuerdo internacional 'no da al Gobierno licencia para continuar esta agresión contra su propio pueblo'.

Las palabras de Ban en Viena llegaron unas horas antes de una votación en Nueva York, esta vez en la Asamblea General de la ONU, sobre la misma iniciativa de la Liga Árabe que pide al presidente sirio, Bashar al Asad, que abandone el poder y convoque elecciones, una iniciativa que Damasco ha rechazado. Aunque las votaciones en la Asamblea no tienen carácter vinculante, su aprobación con 137 votos a favor, 17 abstenciones y 12 en contra supone un nuevo revés para el régimen.

La Asamblea General aprueba una resolución contra Damasco

Este, por su parte, ha convocado un referéndum sobre una nueva Constitución para el 26 de febrero y anuncia la celebración de elecciones libres en un plazo de 90 días. La oposición rechaza esta propuesta y no está claro cómo se podrá celebrar la consulta mientras el país arde por los cuatro costados.

La jornada volvió a ser muy violenta y se saldó con la muerte de al menos 60 personas, según indicaron organizaciones de la oposición. La represión militar se renovó en Derá, la ciudad del sur del país donde estalló la revuelta hace 11 meses.

Activistas de la oposición dijeron que los militares dispararon a discreción en la ciudad, donde se oyeron explosiones y ráfagas de metralleta desde la mañana, y que se registraron enfrentamientos entre soldados y rebeldes en Derá y en sus alrededores, con un balance de varios muertos, incluidos soldados y desertores.

La oposición denuncia la muerte de otras 60 personas a manos del Ejército

El mayor número de víctimas se registró en Kfar Nabuda, un pueblo cercano a la ciudad de Hama, un importante bastión islamista al norte de Damasco, donde los militares mataron a diez desertores y a cuatro civiles, según el Observatorio Sirio para los Derechos Humanos. En el pueblo de Soran, también cercano a Hama, los desertores atacaron un control militar y mataron a cuatro soldados.

Por otra parte, está previsto que el viceministro de Exteriores chino Zhai Jun llegue hoy a Damasco con objeto de buscar una salida a la crisis. Pekín se opone a una intervención extranjera en Siria y está dispuesta a tener un comportamiento 'constructivo' en ese sentido. Zhai, que la semana pasada recibió a una delegación de la oposición siria, señaló que el deseo de reforma del pueblo sirio es 'legítimo'.

China, sin embargo, 'no aprueba el uso de la fuerza para interferir en Siria o para forzar lo que llaman un cambio de régimen', dijo Zhai. En su opinión, 'las sanciones o la amenaza de sanciones no llevarán a una solución apropiada' del conflicto.