Público
Público

La ONU imputa crímenes contra la humanidad a Siria

Las Fuerzas de Seguridad han cometido numerosas torturas, asesinatos y violaciones

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Consejo de Derechos Humanos de la ONU divulgó los resultados de una investigación que revela que las Fuerzas de Seguridad sirias han cometido crímenes contra la humanidad, entre los que figuran la tortura, el asesinato y la violación, y responsabiliza de ellos al régimen del presidente Bashar al Asad.

'[Siria] es responsable de actos indebidos, incluidos crímenes contra la humanidad, que han cometido miembros de sus Fuerzas Militares y de Seguridad', reza el informe de 39 páginas, que documenta la brutalidad del régimen.

La investigación del Consejo de Derechos Humanos se publicó el mismo día en que la represión policial y militar causó al menos otros 13 muertos en distintas localidades del país, la mayoría en la provincia central de Homs.

Damasco califica de 'declaración de guerra económica' las sanciones árabes 

El Consejo, que no pudo entrar en Siria para elaborar el informe, entrevistó a 233 víctimas y testigos, incluidos desertores. El texto cataloga ejecuciones sumarias, torturas y violaciones de adultos y de menores, detenciones arbitrarias y secuestros que fueron cometidos a lo largo del año, desde el inicio de las protestas en marzo. Según la ONU, más de 3.500 personas han muerto desde entonces y los activistas de la oposición indican que en el mismo periodo se han practicado más de 30.000 arrestos. Muchos de los detenidos permanecen al aire libre en estadios deportivos.

En la primera reacción oficial siria al paquete de sanciones que la Liga Árabe aprobó el domingo, el titular de Exteriores, Walid al Muallem, advirtió de que el mundo árabe se ha cerrado a sí mismo las ventanas para intervenir como mediador en el conflicto.

La represión contra los opositores no se detiene y causa otras 13 muertes

Muallem definió como una 'declaración de guerra económica' la congelación de operaciones con el Banco Central de Siria, aunque precisó que el Gobierno de Damasco ha retirado recientemente el 95% de los depósitos que tenía en bancos del mundo árabe en previsión de las sanciones. 'Que estudien muy bien la historia de Siria, [y se darán cuenta de que] ni las advertencias ni las sanciones funcionan con nosotros', dijo el desafiante ministro. Muallem mostró, durante su comparecencia en Damasco ante los periodistas sirios, vídeos de cuerpos calcinados y ensangrentados en una fosa común, cuyo estado atribuyó a supuestas bandas armadas que aterrorizan Siria con apoyo extranjero, cuyo origen no precisó.

'Siento mostrar estas imágenes horripilantes, pero al mismo tiempo se las ofrezco a los miembros de la Liga Árabe que todavía niegan la presencia de bandas armadas', agregó el canciller insistiendo en la posición oficial. Según Damasco, la intervención extranjera se estaría produciendo desde países vecinos, y especialmente desde Líbano.

Respecto a las sanciones, manifestó que no doblegarán a su país. 'No hay que tener miedo de que nuestro pueblo se muera de hambre o de frío, porque comemos lo que cultivamos y cosemos nosotros mismos. A día de hoy tenemos un excedente de trigo que nos puede durar dos años, así como un excedente de algodón', señaló.

En Bruselas, la Unión Europea (UE) anunció que prepara otra serie de sanciones contra Siria, entre las que figuran la suspensión de importaciones de gas y petróleo, la principal fuente de ingreso de divisas en el país árabe. Los titulares de Exteriores de la UE podrían aprobar las medidas en una reunión prevista para el jueves, y todo indica que la presión internacional contra Damasco apenas ha comenzado.