Publicado: 09.08.2015 18:05 |Actualizado: 09.08.2015 18:07

La oposición argentina denuncia el robo de papeletas en las primarias

Mauricio Macri, líder de la conservadora Propuesta Republicana y aspirante a la Presidencia por el frente opositor Cambiemos, cree necesario cambiar al voto electrónico.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
El líder de la conservadora Propuesta Republicana y aspirante a la Presidencia por el frente opositor Cambiemos, Mauricio Macri. REUTERS

El líder de la conservadora Propuesta Republicana y aspirante a la Presidencia por el frente opositor Cambiemos, Mauricio Macri. REUTERS

BUENOS AIRES.- Mauricio Macri, líder de la conservadora Propuesta Republicana y aspirante a la Presidencia por el frente opositor Cambiemos, ha denunciado el robo de papeletas en varios colegios electorales, pero expresó su confianza en los interventores para evitar el fraude en las primarias de este domingo. [VER FOTOGALERÍA]

"Como se suponía, están empezando a robar las boletas", dijo Macri a Radio Mitre, tras depositar su voto en un colegio del barrio bonaerense de Palermo. Además, aseguró a la prensa que hay personas que entran en las cabinas de votación "flacos y salen gordos", en referencia al hurto de papeletas, e instó a los interventores a reponerlas cuando falten.



Macri señaló que, para evitar este problema, es necesario dejar atrás el "sistema arcaico" del voto con papeletas y apostar por un mecanismo electrónico como el empleado en las elecciones a la Alcaldía de Buenos Aires el pasado julio.

La denuncia del precandidato de Cambiemos no fue compartida por otro de los grandes aspirantes presidenciales opositores, el líder del Frente Renovador, Sergio Massa, quien llamó a los argentinos a "cuidar el voto". 

El líder de la conservadora Propuesta Republicana y aspirante a la Presidencia por el frente opositor Cambiemos, Mauricio Macri. REUTERS

El líder de la conservadora Propuesta Republicana y aspirante a la Presidencia por el frente opositor Cambiemos, Mauricio Macri. REUTERS

Decenas de miles de interventores de todas las fuerzas políticas supervisan las 94.979 mesas electorales habilitadas para las votaciones de este domingo, de las que 34.502 se encuentran en la provincia de Buenos Aires, el primer distrito electoral de Argentina, con más de un tercio del padrón.

Aunque el objetivo de estas elecciones Primarias Abiertas Simultáneas y Obligatorias (PASO) es dirimir qué candidatos de cada fuerza pasan a la siguiente ronda, en la práctica constituyen un gran test para medir el apoyo real con el que cuentan los partidos a nivel nacional.