Público
Público

La OTAN insta a Irán a garantizar el suministro energético en Ormuz

El secretario general de la Alianza, Anders Fogh Rasmussen, asegura que no hay planes de intervención si Irán bloquea el estrecho

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La OTAN aplaca por el momento el sonido de los tambores de guerra. La organización ha instado hoy Irán a garantizar el suministro energético a través del estrecho de Ormuz, pero ha dejado claro que no tiene planes de intervenir en la zona ante un eventual bloqueo marítimo.

'Obviamente, es de la mayor importancia que los suministros de energía continúen fluyendo', declaró a los periodistas el secretario general de la Alianza, Anders Fogh Rasmussen. Según el político danés, las 'autoridades iraníes tienen el deber de actuar como actores internacionales responsables'.

Rasmussen respondió así a las cuestiones sobre la amenaza de Teherán de bloquear el paso de barcos a través del estrecho de Ormuz, en respuesta a posibles sanciones contra el petróleo iraní.

'La OTAN no tiene ningún plan de intervención', ha declarado Rasmussen

Preguntado por una posible intervención militar, el secretario general aseguró que 'la OTAN no tiene ningún plan de intervención'. Rasmussen se reunió hoy con el ministro de Exteriores turco, Ahmet Davutoglu, quien recientemente visitó Teherán.

Davutoglu explicó que está en contacto tanto con el Gobierno iraní como con la jefa de la diplomacia europea, Catherine Ashton, para tratar de retomar las negociaciones entre Irán y el 'Grupo 5+1', los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU (China, EEUU, Francia, Reino Unido y Rusia) más Alemania.

El ministro turco indicó que las dos partes le han transmitido su intención de encontrarse y reanudar el diálogo, cuya nueva ronda podría celebrarse en Estambul, según diversas fuentes. Mientras tanto, la Unión Europea sigue preparando un embargo al petróleo iraní, que será aprobado el próximo lunes por los ministros de Exteriores.

El ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, José Manuel García-argallo, ha afirmado hoy que España será 'fiel' a los compromisos asumidos con la UE y apoyará un embargo al petróleo iraní como sanción por su programa nuclear, pese al 'perjuicio enorme' que la medida causará a Repsol y Cepsa. No obstante, García-Margallo ha asegurado que los países del Golfo se han comprometido a suplir las importaciones iraníes sin aumentar el precio.

Los países del Golfo se han suplirán las importaciones iraníes sin aumentar el precio

La decisión sobre el embargo del petróleo iraní se adoptará formalmente en la reunión de jefes de la diplomacia de los Veintisiete prevista para el 23 de enero. Los ministros acordarán sin embargo retrasar seis meses la entrada en vigor.

España obtiene el 20% de sus importaciones de petróleo de Irán y los importadores principales son Repsol y Cepsa. 'Yo he hablado con los dos y me han dicho que es un perjuicio enorme pero que podrían hacerle frente buscando fuentes alternativas de suministro', ha explicado García-Margallo en rueda de prensa tras reunirse con el presidente de la Eurocámara, Martin Schulz.

Por ello, el ministro apoyará el 23 de enero 'sanciones a Irán con un periodo de exención de seis meses, es decir, que el embargo entre en vigor el 1 de julio para que podamos ejecutar los contratos que están en marcha'.