Público
Público

Pakistán denuncia ante la ONU la muerte de 400 civiles por 'drones'

El relator especial en Derechos Humanos, Ben Emmerson, denuncia "obstáculos" en la investigación y reclama a EEUU que desclasifique sus datos sobre estos ataques

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Las autoridades de Pakistán han denunciado al relator especial de la ONU en Derechos Humanos, Ben Emmerson, la muerte de 2.200 personas en la última década por aviones no tripulados (drones) en el país. De entre ellas, al menos 400 eran civiles, según las autoridades pakistaníes. Además, el informe entregado este viernes a la Asamblea General de Naciones Unidas eleva a 600 las personas que han resultado gravemente heridas desde 2004.

De entre las víctimas, 'al menos 400 son civiles que han sido asesinados como resultado de ataques de aviones a control remoto'. '200 más, son también consideradas como probables no combatientes', añade el informe realizado por Pakistán. Emmerson advierte de que estas cifras son una 'subestimación' del saldo total de civiles fallecidos, debido a los obstáculos para realizar una investigación efectiva de los ataques. Por ello, el relator especial de Naciones Unidas reclama a Estados Unidos que publique sus datos sobre el número de víctimas civiles que han causado las ofensivas con aviones no tripulados estadounidenses.

Los drones han actuado principalmente en las áreas tribales del noroeste del país, fronterizas con Afganistán, con un total de 330 ataques desde 2004, según cifras facilitadas por el Ministerio de Exteriores paquistaní. Entre 2012 y la primera mitad de 2013, estos ataques han sufrido una 'marcada caída', según ha señalado Ben Emmerson.

EEUU asegura que focaliza su ofensiva en esta zona dado a la escasa presencia de las fuerzas de seguridad paquistaníes y a la proliferación de células insurgentes. Pero Washington carece de permiso oficial para realizar esas operaciones que no han dejado de causar bajas en la población civil del país, lo que se ha traducido en numerosas tensiones diplomáticas con las autoridades paquistaníes. 

 'La implicación de la CITA en las operaciones antiterroristas letales en Pakistán y Yemen han creado un obstáculo casi insalvable para la transparencia', reprocha Emmerson en el informe. 'Una de las consecuencias de esto es que Estados Unidos, hasta la fecha, no ha revelado sus propios datos sobre el nivel de las víctimas civiles que ha inflingido a través del uso de aviones de pilotaje remoto, en operaciones clasificadas conducidas en Pakistán y otros lugares', añade.

En su comparecencia ante el Senado, para su confirmación como nuevo director de la CIA, John Brennan sugirió que debería publicarse un balance de los civiles muertos en ataques con estos dispositivos, a pesar de ello el Gobierno estadounidense ha insistido que son mínimas.

Emmerson apremia a Washington a que desclasifique la máxima cantidad de información posible que pueda ser considerada 'relevante para sus operaciones antiterroristas letales en el exterior'.

Otros países como Yemen y Afganistán también han sido afectados por los ataques de aviones no tripulados, Emmerson apunta que 'las cifras disponibles en estos países están menguadas y que los ataques con 'drones' siguen causando muertes entre los civiles'.