Público
Público

El Papa se reúne con cinco víctimas de abusos sexuales

10.000 personas se manifiestan contra la visita en las calles de Londres

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Benedicto XVI se reunió este sábado durante 30 minutos con cinco víctimas de abusos sexuales cometidos por religiosos. El encuentro se celebró en la sede de la nunciatura en Londres. El Vaticano informó del contacto a través de un comunicado horas después de que se celebrara la reunión.

El Papa les expresó 'su profundo dolor y vergüenza por el sufrimiento por el que habían pasado las víctimas y sus familias', según la Santa Sede. No hubo información sobre la respuesta de las víctimas ni sobre sus casos específicos.

Ratzinger se comprometió a que la Iglesia 'continuará poniendo en práctica medidas destinadas a proteger a los jóvenes'. Garantizó que está haciendo todo lo posible para que 'se investiguen las denuncias, se colabore con las autoridades y terminen ante la Justicia los sacerdotes y religiosos acusados de estos terribles delitos'. También se refirió al escándalo de la pederastia en la misa matinal de la catedral de Westminster. Mostró su 'dolor a las víctimas inocentes de estos delitos inauditos', así como 'la vergüenza y humillación que todos hemos sufrido por estos pecados'.

En realidad, fue más explícito en el avión que le trajo a Reino Unido, cuando se refirió a la responsabilidad de la propia Iglesia al no afrontar hace mucho tiempo este problema con mayor decisión.

Por la tarde, se produjo una imagen no muy habitual en los viajes del Papa. Más de 10.000 personas se manifestaron en las calles de Londres contra la 'intolerancia papal' y el uso de fondos públicos en la organización de la visita.

El actor Ian McKellen se unió a la manifestación con una camiseta que decía: 'Algunas personas son gays. Asúmelo'. Varios de los activistas en favor de los derechos de las mujeres y homosexuales más conocidos del país tomaron la palabra al final de la marcha.

'Todo lo que he experimentado en la Iglesia ha sido miedo, asco, mentiras y vergüenza', dijo Sue Cox, de 63 años, que fue atacada por un religioso cuando era una joven estudiante. El más combativo, como es habitual, fue el biólogo Richard Dawkins, que llamó a Benedicto 'enemigo de la humanidad'.

El Papa cerró su jornada con el acto más multitudinario de su visita. Unas 80.000 personas se congregaron en Hyde Park en la celebración de una vigilia muy centrada en la beatificación del cardenal Newman que se celebra hoy en Birmingham.

'Newman nos enseñó que si aceptamos la verdad de Cristo, no puede haber separación entre lo que creemos y la forma en que vivimos nuestras vidas', dijo. Benedicto XVI invitó a los asistentes a unirse a él en la celebración del Día Mundial de la Juventud en Madrid en 2011.