Público
Público

El partido de un humorista se hace con la alcaldía de Reikiavik

Jón Gnarr desplaza a las siglas tradicionales con una formación que se declara abiertamente corrupta y asegura que no cumplirá sus promesas electorales

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Partido Mejor, una formación protesta encabezada por el humorista Jón Gnarr, fue la gran sorpresa de las elecciones municipales islandesas al obtener el triunfo en Reikiavik, según los resultados difundidos hoy por las autoridades electorales. Esta agrupación política, nacida hace 6 meses, logró el 34,7% de los votos y 6 escaños, desbancando al Partido de la Independencia, que ostentaba la alcaldía y se quedó con 5, los socialdemócratas, con 3, y el Movimiento de Izquierda Verde, con 1.

En el resto del país se constató el retroceso del Partido de la Independencia, tradicional dominador de la política islandesa, aunque mantiene la mayoría en cuatro de las diez principales poblaciones del país.

El Partido Mejor, al que hace una semana las encuestas colocaban con mayoría absoluta en la capital, nació como una parodia frente a las formaciones tradicionales, acusándolas de la crisis económica que en octubre de 2008 colocó a Islandia al borde del colapso al desmoronarse su sistema bancario, que tuvo que ser nacionalizado.

De ahí que afirmó desde el principio que no cumpliría ninguna de sus promesas electorales y que a diferencia de los otros partidos, que eran corruptos en secreto, sería abiertamente corrupto, esgrimiendo lemas como 'diles a los okupas [por los políticos] que es hora de irse', al ritmo de Simply The Best, de Tina Turner.

Durante la campaña, Gnarr defendió traer un oso polar al zoo de Reikiavik, un Parlamento libre de drogas en 2020 y todo tipo de beneficios para los fracasados. La primera ministra, la socialdemócrata Jóhanna Sigurðardóttir, declaró hoy que el éxito de la agrupación de Gnarr marcaba el fin del sistema tradicional de cuatro partidos en Islandia.

Los socialdemócratas y el Movimiento de Izquierda Verde gobiernan con mayoría absoluta desde abril de 2009, cuando obtuvieron el primer triunfo de la izquierda en unos comicios, adelantados esa vez por la dimisión del gobierno anterior por la protesta popular.