Publicado: 08.05.2014 13:21 |Actualizado: 08.05.2014 13:21

Personalidades de todo el mundo se unen para pedir la liberación de las niñas nigerianas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Michelle Obama se ha unido con un mensaje y una fotografía en Twitter a la campaña internacional por la liberación de las más de 200 niñas nigerianas secuestradas por el grupo terrorista Boko Haram hace casi un mes. "Nuestras oraciones están con las niñas nigerianas desaparecidas y sus familias. Es hora de #BringBackOurGirls -traer de vuelta a nuestras niñas-", escribió en su cuenta de la red social.

La primera dama de Estados Unidos acompañó sus palabras con una fotografía en la que aparece con rostro serio y sosteniendo un cartel con el lema de la campaña, #BringBackOurGirls, una iniciativa que recorre las redes sociales de todo el mundo. Rostros famosos y personas anónimas se están fotografiando con este mensaje para pedir la liberación de las niñas.

En distintas partes del mundo, se están organizando concentraciones en apoyo de las chicas. Asimismo, también se está compartiendo en las redes sociales la imagen de actores como Sean Penn, Ashton Kutcher o Bradley Cooper con el mensaje #RealMenDon'tBuyGirls ("los hombres de verdad no compran niñas"). Aunque se trata de una campaña anterior lanzada en 2011 por la fundación creada por Demi Moore y Kutcher contra la trata infantil, muchos tuiteros están utilizando la imagen de los famosos para denunciar el caso de las niñas nigerianas.

Por su parte, la joven paquistaní Malala Yousafzai, defensora del derecho universal de las niñas a la educación, ha pedido que el mundo no permanezca callado ante el secuestro. "Si nos mantenemos en silencio entonces esto (el secuestro) se extenderá, y acabará pasando más y más veces", señaló Malala, de 16 años y que vive en Inglaterra, donde ha recibido tratamiento médico tras resultar herida en 2012 por talibanes en Pakistán.

El grupo radical islámico Boko Haram, responsable del secuestro de las niñas en Nigeria, apoya la visión puritana islamista de que el sitio de la mujer debe ser en la casa. Malala describió a las menores nigerianas como sus "hermanas" que están en "prisión". Las niñas entre 16 y 18 años, que se encontraban en un internado en Chibok, en el noreste del estado nigeriano de Borno, fueron capturadas por unos 200 militantes armados el pasado 14 de abril.

Boko Haram, que inició una operación militar en 2009 para destituir el gobierno actual y crear un estado islamista, amenazó con esclavizar y vender a las niñas que opinan nunca tendrían que haber estado en un colegio. La activista paquistaní describió al grupo como un "grupo de extremistas" que "no entienden" que el Islam insta a sus creyentes al deber de ser tolerantes y educarse.

El exsecretario general de la ONU, Kofi Annan, también llamó a la acción mundial, y criticó el Gobierno de Nigeria y otros estados africanos por no actuar más rápidamente. Annan, ganador del premio nobel de la paz de 2001, señaló a la BBC la necesidad de que los gobiernos pongan a disposición sus recursos para liberar a las niñas. La policía de Nigeria ofreció ayer 180.000 libras (219.000 euros) de recompensa para quien ayude a localizar y rescatar a las estudiantes.

El presidente de EEUU, Barack Obama, dijo que su país hará "todo lo posible" por ayudar a Nigeria en su búsqueda de las niñas. El Gobierno estadounidense anunció el envío de una decena de militares para asistir a las autoridades nigerianas. No obstante, el pequeño destacamento militar, que llegará en cuestión de días, según el Pentágono, no se verá envuelto en misiones militares en Nigeria o en países vecinos, donde podrían haber sido escondidas las rehenes.