Publicado: 28.04.2014 10:40 |Actualizado: 28.04.2014 10:40

Los prorrusos toman otro edificio de la administración y una comisaría en el este de Ucrania

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Separatistas armados prorrusos se han hecho con el control de un edificio de la administración local en la ciudad de Kostiantinivka, en el este de Ucrania, poco después de que varios separatistas tomaran el cuartel de la Policía local en esta misma urbe, ha informado un portavoz del Ejecutivo regional.

"Creo que son las demandas habituales, las mismas que otras localidades, el escenario no cambia: un referéndum y un sistema de gobierno federal", ha explicado Ilia Suzdaliev, portavoz de la administración regional de Donetsk, en la que se enmarca Kostiantinivka.

"Son las demandas habituales: un referéndum y un sistema de gobierno federal", explica una portavoz de la Administración

Un reportero gráfico de Reuters en Kostiantinivka ha contado que ha podido ver a unos 20 hombres armados vigilando el edificio de la administración local y que llevan uniformes de camuflaje y el rostro cubierto, por lo que los trabajadores no han podido entrar en el edificio. 

Konstantínovka es una ciudad de cerca de 100.000 habitantes situada a unos 60 kilómetros al norte de Donestk, capital de la región homónima que desde hace varias semanas es escenario de las tensiones y enfrentamientos entre los prorrusos y el Gobierno de Kiev.

En otra ciudad de la región de Donetsk, en Kramatorsk, al menos dos miembros de las fuerzas de seguridad de Ucrania resultaron heridos este lunes en un tiroteo.

Según el coordinador del portal noticiero Resistencia Informativa, Dmitri Timchuk, "los agentes de orden público fueron tiroteados con metralletas" en las inmediaciones del aeródromo local.

En su página de Facebook, Timchuk advirtió de que los milicianos prorrusos planean hacerse hoy con el control de varios puestos policiales en cinco localidades de Lugansk y la región de Donetsk.

El domingo, cientos de manifestantes prorrusos tomaron también la sede de la radiotelevisión regional de Donetsk, que comenzó a retransmitir las cadenas de televisión rusa.

El presidente de turno de la OSCE, el ministro suizo de Exteriores, Didier Burkhalter, ha condenado este lunes la reciente retención de un grupo de inspectores militares europeos por milicias prorrusas en el este de Ucrania y ha exigido su inmediata puesta en libertad.

Su presidente pide crear las condiciones que permitan efectivamente aplicar las medidas" acordadas el 17 de abril en Ginebra

En un comunicado, el ministro suizo ha destacado como "paso positivo" la liberación de uno de los siete retenidos, un militar sueco, y ha confirmado que la Organización para la Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE) trabaja "a todos los niveles para ayudar en la puesta en libertad de todas las personas detenidas".

Burkhalter instó a todas las partes, sobre todo a los signatarios de la declaración de Ginebra, a que contribuyan a crear las condiciones "que permitan efectivamente aplicar las medidas" acordadas el 17 de abril en ese ciudad suiza.

Una misión de la OSCE llegó este domingo al este de Ucrania para negociar la liberación de los militares europeos retenidos desde el viernes por separatistas prorrusos en la ciudad de Slaviansk.

Los separatistas detuvieron inicialmente a siete militares europeos (tres alemanes, un polaco, un danés, un sueco y un checo), y a otras seis personas, pero dejaron al escandinavo por un problema de salud.