Publicado: 25.11.2015 12:14 |Actualizado: 25.11.2015 13:47

Pulso entre Moscú y Ankara por el bombardeo de la frontera turcosiria

El ministro de Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov, afirma que sospecha que el derribo de un bombardero ruso fue un "acto premeditado".

Publicidad
Media: 5
Votos: 1
Comentarios:
Un policía ruso vigila la embajada turca en Moscú. REUTERS/Maxim Shemetov

Un policía ruso vigila la embajada turca en Moscú. REUTERS/Maxim Shemetov

MOSCÚ.- Según ha informado Dmitry Peskov, portavoz del Kremlin, Rusia continuará los ataques aéreos contra los objetivos islámicos ubicados en Siria, en la zona cercana a la frontera con Turquía.

"Las operaciones de Rusia continuarán. Nos gustaría que los terroristas se mantuvieran más lejos de la frontera con Turquía, pero, por desgracia tienden a situarse en el territorio sirio cerca de la frontera turca", afirma Peskov.



Desde el otro lado del conflicto, el primer ministro turco, Ahmet Davutoglu, ha mandado este miércoles una advertencia a Rusia sobre sus operaciones en Siria, afirmando que los ataques contra turcomanos no están justificados bajo el pretexto de la lucha contra el Estado islámico. El primer ministro turco ha reconocido que las vías de comunicación con el Kremlin siguen abiertas.

Rusia sospecha que el derribo de su bombardero fue "premeditado"

Por otro lado, el ministro de Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov, ha expresado este miércoles a su colega turco, Mevlüt Çavusoglu, que Rusia sospecha que el derribo de un bombardero ruso fue un "acto premeditado".

"Tenemos serias sospechas de que esto (el derribo) fue un acto premeditado. Esto se parece mucho a una provocación planeada", ha dicho Lavrov en rueda de prensa tras conversar telefónicamente con su homólogo turco.

Çavusoglu ha expresado sus condolencias a Rusia por el siniestro del avión y la muerte de uno de los dos pilotos, pero insistió en que el aparato fue abatido en espacio aéreo turco y no sirio, como mantiene la parte rusa.

Alemania pide rebajar la tensión a Rusia y Turquía

Mientras Rusia y Turquía continúan con el cruce de acusaciones, Alemania ha expresó su preocupación este miércoles por el derribo de un avión de guerra de Rusia, cerca de la frontera de Siria con Turquía. 

El portavoz del gobierno alemán, Steffen Seibert, hace un "llamameinto a Ankara y Moscú para hacer todo lo posible para evitar una escalada de tensión" y ha agregado que es urgente que los dos gobiernos busquen contacto entre sí.