Publicado: 11.09.2016 21:49 |Actualizado: 11.09.2016 21:49

Pyongyang: "El grupo de Obama corriendo por ahí y hablando sobre sanciones sin sentido da mucha risa"

"Continuaremos fortaleciéndonos como una nación nuclear para defender nuestra auténtica paz, nuestra dignidad y derecho a la vida de la amenaza de una guerra nuclear", dice un portavoz del Ministerio de Exteriores norcoreano

Publicidad
Media: 3.25
Votos: 4
Comentarios:
El líder de Corea del Norte, Kim Jong Un.

El líder de Corea del Norte, Kim Jong Un.

SEÚL.- Corea del Norte ha afirmado este domingo que los esfuerzos de Estados Unidos para imponer nuevas sanciones al país por su quinto ensayo nuclear "dan risa" y ha asegurado que seguirá fortaleciendo su capacidad nuclear.

"El grupo de Obama corriendo por ahí y hablando sobre sanciones sin sentido hasta ahora da mucha risa", ha señalado un portavoz del Ministerio de Exteriores norcoreano, citado por la agencia estatal KCNA.



Al mismo tiempo, Corea del Norte instó a Estados Unidos a que reconozca al país como una potencia nuclear, una demanda que llega dos días después de que el régimen norcoreano realizase su quinta prueba atómica, la más potente hasta la fecha.

"(El presidente) Obama hace lo que puede por negar el estatus estratégico nuclear de nuestra república (el nombre oficial del país es República Popular Democrática de Corea), pero esto es igual de estúpido que intentar eclipsar el sol con la palma de la mano", dijo el portavoz. El portavoz de la Cancillería norcoreana argumenta que el ensayo atómico del viernes forma parte de las contramedidas del régimen en respuesta a las "amenazas de guerra nuclear" y las sanciones impuestas sobre el país asiático.

El texto defiende el derecho de Corea del Norte a salvaguardar su soberanía y "derecho a vivir", y la necesidad de responder a la amenaza y "chantaje" de Estados Unidos. El portavoz norcoreano ensalzó la labor de los ingenieros responsables del más reciente ensayo nuclear, reprochó a Washington el no reconocer sus pruebas "más que como 'amenazas' o 'provocaciones'" y aseguró que Corea del Norte continuará desarrollando su fuerza nuclear cualitativa y cuantitativamente.

"Continuaremos fortaleciéndonos como una nación nuclear para defender nuestra auténtica paz, nuestra dignidad y derecho a la vida de la amenaza de una guerra nuclear", citó la KCNA.

Estados Unidos podría imponer sanciones unilaterales contra Corea del Norte, según ha dicho el enviado especial estadounidense para el país asiático, dos días después de que Pyongyang realizara su quinto ensayo nuclear, el mayor hasta la fecha, desafiando las sanciones internacionales impuestas en su contra.

El viernes, cuando se produjo la prueba nuclear, Obama dejó claro que trabajará con los países aliados de Estados Unidos para aprobar nuevas sanciones contra las autoridades Pyongyang.

"Para ser claro, Estados Unidos no acepta y nunca aceptará que Corea del Norte sea un estado nuclear", aseguró, defendiendo la imposición de nuevas sanciones con el objetivo de demostrar a Corea del Norte que "sus acciones peligrosas e ilegales" tienen "consecuencias".