Público
Público

La Rai acalla la voz más crítica con Berlusconi

La cadena pública elimina de su parrilla el programa 'Annozero'

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Silvio Berlusconi podrá dormir tranquilo los jueves por la noche a partir de la semana que viene, porque la Rai ha decidido eliminar de su parrilla televisiva para la próxima temporada Annozero, el programa más crítico con el primer ministro de toda la televisión pública italiana.

La cadena estatal emitió un comunicado por la tarde en el que anunciaba la rescisión del contrato de su presentador, Michele Santoro, 'de manera consensuada'. Pero la noticia llega apenas cinco días después de que Il Cavaliere calificara su emisión como 'un programa letal que da una visión completamente distorsionada de la realidad' y le acusara de su fracaso en las elecciones municipales de Milán. El primer ministro aseguró que llevaría su caso ante el Parlamento, después de que el cantante Adriano Celentano pidiera en directo el voto para el candidato de centroizquierda, Giuliano Pisapia.

No es la primera vez que Berlusconi carga contra Annozero y contra el propio Santoro, con el que ha mantenido un duro pulso en la última década que les ha llevado en varias ocasiones a los juzgados. De hecho, el periodista fue expulsado de la Rai en 2002 junto a otros dos presentadores críticos con el mandatario, el cómico Daniele Lutazzi y el mítico periodista Enzo Biaggi. Berlusconi dijo entonces que los tres habían hecho 'un uso criminal de la televisión pública', pero el caso acabó en los tribunales y Santoro fue readmitido en la cadena estatal.

El primer ministro atribuye al espacio de Santoro su derrota en las municipales

Esta misma temporada no se supo hasta el último día si el programa se emitiría, ya que la Rai no quiso contratar a sus dos colaboradores estrella, el subdirector de Il Fatto Quotidiano, Marco Travaglio, y el viñetista Vauro, ambos muy críticos con el primer ministro. La cadena aseguró que sus sueldos eran demasiado altos, pero la realidad es que la Rai pretendía cubrirse las espaldas ante una hipotética demanda de Berlusconi y no tener que cargar con los gastos.

Santoro también se enfrentó en enero con el ex director general y amiguísimo de Il Cavaliere, Mauro Massi, quien llegó a llamar en directo a Annozero diciendo que la cadena se desmarcaba de las opiniones que se estaban vertiendo sobre el caso Ruby durante el programa. Massi trató de eliminarlo de la parrilla, pero Santoro denunció a la Rai y el Supremo dio la razón al periodista.

Hoy martes, Santoro dará una rueda de prensa para explicar la situación y anunciará casi con toda probabilidad su fichaje por la cadena privada La 7.