Publicado: 30.08.2014 09:47 |Actualizado: 30.08.2014 09:47

Rajoy admite que De Guindos tendrá que esperar para presidir el Eurogrupo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, instó hoy a esperar a "cuando toque" para que su ministro de Economía, Luis de Guindos, pueda lograr la presidencia del Eurogrupo. Rajoy hizo estas declaraciones a los periodistas a su llegada a la cumbre extraordinaria de la Unión Europea (UE) en Bruselas, en la que confía que los líderes comunitarios puedan decidir el nombre del nuevo presidente del Consejo Europeo y del Alto Representante de Política Exterior.

El jefe del Ejecutivo español subrayó que hoy no se va a hablar de la presidencia del Eurogrupo, a la que aspira De Guindos, y recordó que no ha terminado el plazo del actual titular del cargo, el holandés Jeroen Dijsselbloem. "De Guindos cuenta con muchos apoyos, pero es algo que no se va a decidir en el día de hoy", recalcó Rajoy. Al ser preguntado por la posibilidad de que haya que aguardar para ese relevo hasta mediados del año próximo, cuando acaba el mandato del actual presidente del Eurogrupo, señaló: "Vamos a esperar hasta cuando toque".

"De Guindos cuenta con muchos apoyos, pero es algo que no se va a decidir en el día de hoy"Respecto a la posibilidad de que el hecho de que De Guindos consiga ese cargo pueda influir negativamente en la aspiración de lograr una cartera de peso en la nueva Comisión Europea para el exministro Miguel Arias Cañete, explicó que "no tiene nada que ver". "El nombramiento del Eurogrupo lo decide el Eurogrupo y el nombramiento del comisario lo decide Jean-Claude Juncker", próximo presidente de la Comisión Europea, precisó.

Rajoy ha reiterado a Juncker que Arias Cañete es la persona que desea que ocupe la comisaría europea que le corresponde a España después de la petición del próximo presidente de la Comisión de que los socios comuniarios ofrecieran nombres alternativos de candidatas para equilibrar el número de hombres y mujeres en el próximo Gobierno de la UE.

Respecto a De Guindos, Rajoy consiguió el apoyo expreso de Angela Merkel para que presida el Eurogrupo, y en la rueda de prensa que el jefe del Ejecutivo ofreció junto a ella el pasado lunes en Santiago de Compostela, la canciller alemana expresó ese respaldo por considerar que ha demostrado ser un "excelente" ministro de Economía en "tiempos difíciles".

Sin embargo, ese nombramiento podría demorarse hasta mediados del año que viene, cuando acaba el mandato de su actual titular, el holandés Jeroen Dijsselbloem, cuyo puesto quedaría vacante antes si éste fuera designado comisario europeo. Pero esa posibilidad no parece barajarse actualmente.

Fuentes del Gobierno de que Rajoy espera que hoy las negociaciones fructifiquen y que la cumbre decida quién sustituirá a Herman Van Rompuy como presidente del Consejo y a Catherine Ashton como Alto Representante y, en consecuencia, jefe de la diplomacia europea.

Rajoy ha reiterado a Juncker que Arias Cañete es la persona que desea que ocupe la comisaría europea que le corresponde a España

Durante su comparecencia en Santiago de Compostela junto a Merkel, Rajoy subrayó que los Veintiocho deben ser capaces de acordar esos importantes nombramientos para que se pongan a trabajar cuanto antes en las que deben ser las prioridades estratégicas de la UE en los próximos años.

El Gobierno rechaza decantarse a priori por alguno de los nombres que se barajan para situarse al frente de esos cargos y, según las fuentes citadas, "los mejores serán los que logren el consenso".

Para la presidencia del Consejo los nombres más citados son el de la primera ministra de Dinamarca, la socialdemócrata Helle Thorning-Schmidt, y el jefe del Gobierno polaco, el conservador Donald Tusk.

Respecto al cargo de Alto Representante, las negociaciones giran principalmente en torno a la ministra italiana de Exteriores, Federica Mogherini; el jefe de la diplomacia polaca, Radoslaw Sikorski, y la actual comisaria europea de Cooperación Internacional, Ayuda Humanitaria y Respuesta a Crisis, la búlgara Kristalina Georgieva.

Aunque la decisión sobre los nuevos cargos comunitarios ocuparán la mayoría de la cumbre, los líderes de los Veintiocho aprovecharán para analizar diversas cuestiones internacionales como la actitud de Rusia con Ucrania y la posibilidad de adoptar nuevas sanciones contra los intereses rusos.

Antes de asistir a la cumbre extraordinaria, Rajoy ha participado en Bruselas en una reunión del Partido Popular Europeo en la que se analizará el estado de las negociaciones para la designación de los nuevos cargos institucionales.