Público
Público

Rajoy defiende en Marruecos los ajustes, "porque no hay otro camino"

El presidente del Gobierno viaja con la mitad del Ejecutivo a Rabat para un encuentro con un marcado acento económico y escaso contenido político, en la primera cumbre entre ambos países en cuatro años.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, ha defendido este miércoles en Marruecos las reformas económicas que está llevando a cabo y que reconoce que comportan sacrificios, pero ha recalcado que 'no hay otro camino'. Rajoy ha justificado sus medidas económicas durante su intervención en la inauguración del foro empresarial que, organizado por las patronales de España y Marruecos, se celebra en Rabat de forma paralela a la X Reunión de Alto Nivel entre los dos países.

El jefe del Ejecutivo ha garantizado ante el más de un centenar de empresarios españoles y marroquíes reunidos en Rabat que su Gobierno sigue determinado a superar la crisis actual con sacrificios y esfuerzos 'sin precedentes', con el fin de reequilibrar la economía y hacerla más flexible y competitiva. Como ejemplo más reciente de esa determinación, ha citado el proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado para 2013, unas cuentas que ha dicho que son austeras y que profundizan en el saneamiento de la economía y en el compromiso de consolidación fiscal adquirido con Europa.

Rajoy ha viajado con siete de sus ministros  a Rabat para celebrar la primera cumbre bilateral con Marruecos en casi cuatro años, y que en esta edición tendrá un marcado acento económico, informaron fuentes gubernamentales. Esta será la X Reunión de Alto Nivel (RAN) —como se denominan formalmente las cumbres bilaterales de España con sus socios del Magreb— entre España y Marruecos, cuya última cita se celebró en diciembre de 2008, con José Luis Rodríguez Zapatero como jefe del Ejecutivo.

España suele celebrar con periodicidad más o menos anual este tipo de citas con sus socios principales en la UE y el Mediterráneo, pero estas reuniones sufrieron un cierto parón en la última legislatura del Gobierno de Zapatero. La colaboración en materia de inmigración y lucha contra el tráfico de drogas; el contencioso en torno al Sahara Occidental; el aumento de la inseguridad en el Sahel, con una previsible intervención militar africana en el norte de Mali, las conexiones por mar y aire entre España y Marruecos y la relación de la UE con el reino alauí figuran entre los temas que los ministros competentes debatirán.

A diferencia de otras cumbres bilaterales en las que el programa apenas dura un par de horas, la agenda de esta RAN se ha llenado de contenido, por lo que la delegación española no estará de vuelta en Madrid antes de la noche.

Las relaciones económicas y los intercambios comerciales entre ambos países acapararán buena parte de las conversaciones. Las exportaciones a Marruecos crecieron de forma espectacular (un 20%) en el primer semestre de 2012, lo que ha convertido a Marruecos en el segundo mercado para España fuera de la UE, solo por detrás de Estados Unidos.

Por eso, aprovechando la RAN, se ha organizado un foro empresarial que inaugurarán Rajoy y su colega marroquí, Abdedilah Benkirane, a las 10.15 horas (12.15 en la España peninsular) y que servirá de tarjeta de presentación a los presidentes de las patronales de los dos países, Joan Rosell y Meriem Bensaleh Cheqrun, respectivamente, pues en los dos casos sus dirigentes han cambiado.

La Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), organizadora del encuentro junto a su homóloga marroquí, la CGEM, ve el foro como una oportunidad para potenciar las inversiones en la zona en sectores como las infraestructuras, el agua y las energías renovables.

Participarán en él medio centenar de empresarios españoles, animados por la reciente adjudicación a Acciona del mayor contrato jamás conseguido por una compañía española en Marruecos. En asociación con la saudí Acwa Power, Acciona ha logrado un contrato de 700 millones de euros para construir una planta de energía termosolar de 160 megawatios en la provincia de Ouarzazate.

Tras la inaguración del foro empresarial, Rajoy y Benkirane tendrán un encuentro bilateral en la oficina del jefe del Ejecutivo marroquí, mientras los ministros se reunirán por separado, cada cual con su homólogo.

Junto a Rajoy se desplazarán a Rabat los ministros de Exteriores, José Manuel García-Margallo; Interior, Jorge Fernández Díaz; Fomento, Ana Pastor; Agricultura, Miguel Arias Cañete; Industria, José Manuel Soria; Educación, José Ignacio Wert; Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, y el secretario de Estado de Comercio, Jaime García Legaz.