Público
Público

Niños Tailandia Rescatan a los doce menores y a su entrenador de la cueva de Tailandia

La misión final, destinada a liberar a los últimos cuatro niños y un adulto ha tenido lugar con éxito pese a las fuertes lluvias que han dificultado la operación.

Publicidad
Media: 4.80
Votos: 10

Personal de rescate en la cueva. REUTERS

La tercera jornada del rescate de los niños atrapados en una cueva de Tailandia desde el pasado 23 de junio ha culminado con éxito. Las autoridades tailandesas han sacado a todas las personas que quedaban dentro.

De esta forma, los cuatro menores y su entrenador han sido rescatados después de que el domingo fueron liberados otros cuatro menores y el lunes otros cuatro

Las labores de salvamento se han retomado tras una pausa de 10 horas destinada a reponer el material utilizado en la evacuación y evaluar las condiciones en la caverna.

La misión final ha tenido lugar en una jornada de fuertes lluvias que ha supuesto un "mayor reto" a pesar de que los niveles de aguas que inundan parte de la cueva han permanecido similares a anteriores jornadas.

La primera y segunda misión, realizadas el domingo y el lunes, fueron un éxito al lograr sacar con vida a ocho de los niños atrapados desde hace más de dos semanas en la gruta, a 4 kilómetros de profundidad.

Los ochos menores rescatados en las jornadas anteriores se encuentran en buen estado de salud y permanecen ingresados en el hospital de Chiang Rai, capital de la provincia homónima y donde se encuentra la cueva Tham Luang.

Las autoridades sanitarias indicaron esta mañana que los chavales se encuentran recuperándose y fuera de peligro al sufrir sólo problemas leves de salud.

Los chicos rescatados aún no han podido tener contacto directo con sus familiares, quienes han tenido que verlos a través de un cristal para prevenir que les pudieran contagiar alguna enfermedad debido al débil sistema inmunológico de los chavales.

Los doce escolares, de entre 11 y 16 años, y su tutor, de 26, se internaron en las galerías el sábado 23 de junio tras finalizar un entrenamiento de fútbol cuando una súbita tormenta comenzó a inundar la cavidad y les cortó la salida.