Público
Público

Rice expresa su voluntad de resolver el conflicto del Sahara

La secretaria de Estado estadounidense finaliza en Marruecos su gira por el Magreb

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La secretaria de Estado estadounidense, Condoleeza Rice, expresó el domingo la voluntad de su país de colaborar en la solución del conflicto del Sahara occidental, ex colonia española objeto de disputa entre Marruecos y los independentistas del Frente Polisario apoyados por Argel. 'Ya es hora de poner fin a este conflicto', afirmó Rice en Rabat durante una conferencia de prensa conjunta con su homólogo marroquí, Taieb Fas-Fihri.

'Va a haber nuevas negociaciones, las vamos a apoyar. Hay buenas ideas sobre la mesa y hay forma de avanzar', agregó.

En víspera de la visita de Rice, el portavoz del gobierno marroquí, Jalid Naciri, había expresado el deseo de que Washington 'contribuya a sacar este asunto del atolladero'.

'No tenemos que empezar de cero', afirmó la jefa de la diplomacia de Estados Unidos, 'lo que buscamos es una solución aceptable para todos'.

El conflicto del Sáhara occidental, situado al sur de Marruecos, afecta a las relaciones entre Rabat y Argel así como al proceso de integración de la Unión del Magreb Arabe (UMA), cuyas actividades están paralizadas desde hace varios años.

El canciller marroquí afirmó que su gobierno 'espera que las relaciones entre Marruecos y Argelia, países hermanos, se normalicen' y que 'la Unión del Magreb se concretice'.

También agradeció a Rice 'su decisión de reunir a los jefes de la diplomacia de los países de la región, al margen de la próxima asamblea general de la ONU'.

Rice, por su parte, subrayó querer 'buscar los medios que le permitan ayudar a los países de la región a adoptar una posición más unida frente a los desafíos a los que se enfrentan'.

Marruecos y el Frente Polisario celebraron cuatro series de negociaciones en Manhasset, cerca de Nueva York, sin lograr ningún avance y deben volver a reunirse en una fecha no precisada.

Marruecos propone otorgar una amplia autonomía al territorio bajo su soberanía mientras que el Frente Polisario reclama la organización de un referendum de autodeterminación sobre su indepenencia.

Durante su visita a Rabat, tal como lo hizo la víspera en Argel, Rice conversó igualmente sobre la lucha contra el terrorismo con sus interlocutores.

El sábado se entrevistó con el primer ministro, Abas El Fasi, el ministro del interior Chakib Benmusa, y el jefe de inteligencia militar Yasin Mansuri.

'Es importante que Rabat y Argel intercambien información por los desafíos que deben enfrentar ambos países', declaró.

La lucha contra el terrorismo constituye una de las prioridades del gobierno marroquí, que anuncia regularmente el desmantelamiento de células terroristas que preparaban atentados.

A finales de agosto, la policía afirmó haber arrestado a 15 presuntos terroristas, miembros de una red de enlace con Al Qaida, denominada Fath Al Andalus (Conquista de Andalucía).

En Argel, Rice habló el sábado con el presidente argelino, Abdelaziz Buteflika, sobre su 'gran interés en la lucha contra el terrorismo y la cooperación' en ese campo, según declaró a los periodistas.

Argelia es blanco desde hace muchos años de atentados mortíferos del Grupo Salafita para la Predicación y el Combate (GSPC), que ahora es la Rama de Al Qaida en el Magreb Islámico.

Rice, que también visitó Libia el viernes, partió de Rabat el domingo de regreso a Washington.