Público
Público

El Senado tumba una ley xenófoba de Sarkozy

Se trataba de una una modificación del código de la nacionalidad y del código penal

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Senado francés, de mayoría conservadora y centrista, infligió ayer una derrota al presidente Nicolas Sarkozy. Sus señorías se permitieron votar en contra de una de las medidas estelares prometida por Sarkozy el verano pasado: privar de la nacionalidad francesa a quienes la hayan adquirido menos de diez años antes en el caso de que sean declarados culpables de una agresión homicida contra un agente de las fuerzas de orden público.

Sarkozy había prometido esa modificación del código de la nacionalidad y del código penal en su ya célebre discurso de Grenoble, cuando intentó operar un giro descaradamente populista, contra los romaníes y contra los jóvenes de origen extranjero supuestamente agresivos con los policías.

La medida va incluida en el proyecto de ley 'inmigración, integración y nacionalidad', actualmente en examen en el Senado, y ya aprobada en octubre pasado por la Asamblea Nacional. En la Cámara Alta, ayer, los senadores aprobaron, por 182 votos a favor y 156 en contra, varias enmiendas que conllevan la supresión de la polémica medida.

Esta era muy criticada desde hace meses por las ONG de derechos civiles, incluidas las más moderadas, y ello porque crea de facto dos categorías de franceses: En caso de haber cometido una agresión contra un policía, los franceses de nacimiento, o los naturalizados antiguos, simplemente se llevarían la clásica pena de cárcel. Los ciudadanos naturalizados recientes, por el contrario, además serían privados de la nacionalidad francesa.