Público
Público

El temporal machaca Europa

El Eurostar también ha tenido problemas por las diferentes inclemencias temporales

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La caída en picado de las temperaturas, unida a las nevadas de los últimos días, sigue provocando problemas de circulación de trenes y en las carreteras en Francia, mientras en los aeropuertos de París la situación era normal por segundo día consecutivo.

Cuatro trenes Eurostar entre París y Londres y cinco Thalys entre Bruselas y la capital francesa habían sido anulados hoy, y sus pasajeros recolocados en otros convoyes, informó la Sociedad Nacional de Ferrocarriles (SNCF) anunció retrasos de hasta una hora en sus trenes de alta velocidad (TGV).

Afectada por esa reducción de la velocidad de los TGV (a 170 kilómetros) estaba la línea entre París y Estrasburgo, donde esta mañana el termómetro había bajado hasta 17 grados bajo cero. Otra de las zonas con estos problemas ha sido en Colmar, también en la región de Alsacia fronteriza con Alemania.

Météo France indicó que la pasada noche las heladas habían sido generalizadas en toda Francia. Fueron muy intensas en el noreste, con -12 grados en Dijon, -11 en Chartres, -5 en los alrededores de París y también -5 en Biarritz, en la costa vasca.

Los servicios meteorológicos señalaron que el frío intenso seguirá hoy, de forma que no se superarán los 0 grados en buena parte del norte del país, y mañana, aunque no se esperan nevadas de entidad salvo en los Alpes. Esas temperaturas complicaban la circulación rodada en buena parte de la red secundaria del norte de Francia. De hecho, el Centro Nacional de Información Vial (CNIR) también advirtió de fuertes vientos de 70 kilómetros por hora en el departamento de los Pirineos Orientales, junto a la frontera española, donde podría soplar con ráfagas de hasta 130 kilómetros por hora.

En los aeropuertos de París, donde la situación desde ayer había vuelto a la normalidad, no se esperaba ninguna cancelación de vuelos por el temporal, ni había esta mañana retrasos particulares. Ayer los aeropuertos de Estrasburgo y de Nancy-Metz tuvieron que permanecer cerrados durante varias horas para limpiar las pistas de la nieve que cayó durante la primera parte del día.

Las autoridades de EEUU han decretado el estado de emergencia y se han cancelado centenares de vuelos ante el temporal, con nevadas de hasta 50 centímetros de espesor, que se espera afecte a varios estados del este del país. Las mayores nevadas están previstas en los estados de Nueva York y Massachusetts, donde las autoridades han elevado la alerta por tormenta entre las 23.00 GMT de hoy, domingo, y las 23.00 GMT de mañana, lunes.

En Nueva York, donde ya ha empezado a nevar, han sido cancelados más de 1.000 vuelos previstos para hoy en los tres aeropuertos que operan en la ciudad: el de LaGuardia, el John F. Kennedy y el de Newark.

El Servicio Meteorológico Nacional ha señalado que las condiciones para el viaje serán 'extremadamente peligrosas' debido a la nieve y los vientos de hasta 70 kilómetros por hora que se esperan. Además, ha anunciado que es posible que se produzcan 'cortes de electricidad debido a la intensidad de la tormenta en la noche del domingo debido a que los fuertes vientos y el peso de la nieve pueden tumbar algunas líneas'. La tormenta se dirige en la actualidad hacia el noroeste, Maryland y Virginia han declarado la situación de emergencia. 'Estamos recomendando la máxima prudencia en los viajes. Intenten llegar a casa pronto y si no tienen que viajar es preferible no hacerlo', explicó Bob McDonnell, gobernador del estado de Virginia.

En la capital de EEUU, Washington DC, más de 200 camiones con sal y vehículos quitanieves han salido a las carreteras para hacer frente a los cerca de 20 centímetros de nieve pronosticados para hoy. Por su aprte, en Boston y Nueva York se esperan las mayores nevadas, que podrían alcanzar hasta 50 centímetros de espesor durante el lunes. Según los meteorólogos, la tormenta es el resultado de un sistema de bajas presiones que se intensificará hoy a medida que ascienda en dirección noreste, donde impactará con toda su fuerza durante el lunes.